La comisión de investigación creada en el Parlamento sobre el presunto fraude en las ayudas a la formación ha acordado este viernes, con el voto a favor de todas las formaciones, menos el PSOE-A, demandar a la Junta que retire toda la documentación original que ha enviado hasta el momento al Parlamento "y que no se le ha pedido".

Así lo ha indicado a los periodistas el presidente de la comisión de investigación, Julio Díaz (Ciudadanos), al término de la reunión que los representantes de la comisión han mantenido una vez finalizadas las dos comparecencias de exdelegados de Empleo de la Junta, celebradas en sesión de mañana.

Como se recordará, el Parlamento andaluz recibió hace justo una semana las primeras 600 cajas con expedientes originales de formación remitidos por parte de la Junta para su estudio en la comisión de investigación. La previsión era que la Junta enviará en total más de 41.000 cajas, incluidas las que ya estaban con antelación en el Parlamento. A lo largo de la presente semana han seguido llegando cajas con documentación.

En el acuerdo cerrado este viernes, propuesto por Julio Díaz "tras escuchar a los grupos", también se recoge que las distintas formaciones van a "racionalizar" sus peticiones y posponer "temporalmente" algunas de ellas, al objeto de que lo que se necesite "venga cuanto antes", ha explicado el presidente de la comisión.

Además, la comisión pide a la Junta que también envíe aquellos expedientes que estén digitalizados conforme a procedimiento administrativo. Dicho acuerdo será remitido el próximo lunes al presidente del Parlamento, el socialista Juan Pablo Durán, "para que tome sus decisiones".

En relación a la "racionalización" de la documentación por parte de los grupos y a aquella cuyo envío se pueda posponer, Díaz ha pedido a los representantes de la comisión que lo registren por escrito el próximo lunes para elaborar un documento conjunto que se remitirá al Gobierno andaluz, junto con el contenido del acuerdo.

El presidente de la comisión, que ha destacado que dicho acuerdo se ha alcanzado por una "mayoría aplastante" de los miembros de este órgano y que interpreta la no participación del PSOE-A en la votación como una "abstención", ha dicho esperar que este órgano pueda continuar con sus trabajos "con total normalidad".

Díaz, que ha lamentado que determinadas formaciones hayan hecho declaraciones sobre el contenido de las reuniones sin que la sesión se diera por finalizada y sin que se llegara a un acuerdo final, ha pedido "responsabilidad y coherencia" a los grupos. "Algún grupo se ha quejado también de falta de documentación, pero luego ha preguntado muy bien a los comparecientes", ha añadido.

Junto a ello, el presidente de la comisión ha querido mandar un mensaje de "tranquilidad total" a la ciudadanía, después de que la representante del PP-A en la comisión, Teresa Ruiz-Sillero, advirtiera este jueves, en declaraciones a Europa Press, sobre el riesgo de incendio que sufrían los expedientes originales, "apilados" en cajas en una sala "no ignífuga" del Parlamento.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.