Top Dance
Una imagen de algunos de los concursantes de Top Dance. ANTENA 3

Top Dance, el nuevo programa de baile emitido por Antena 3comienza sus galas en directo con la guerra de parejas, la apertura de la Academia y el voto del público. El programa, presentado por Manel Fuentes y que contará con un jurado formado por Mónica Cruz, Rafael Amargo y David Bustamante, inicia así el concurso con sus 16 aspirantes.

Los 16 bailarines del programa, que se emite cada lunes a partir de las 22:30h, comenzarán su preparación en la Academia, donde recibirán la instrucción de tres profesionales del mundo de la danza: Julio Viera, Benji Weeratunge y Verónica Mejía.

El programa contará también con conexiones con la Academia en las que se conocerán las motivaciones y miedos de los aspirantes antes de su actuación. Además, los espectadores  podrán conocer la evolución y el progreso de los concursantes gracias a Top Dance: la academia que se emitirá en Neox de lunes a viernes a las 15:00 horas.

Los concursantes serán divididos en parejas que se mantendrán a lo largo de esta fase y tendrán que defender unidos su permanencia en Top Dance. En cada programa los bailarines se enfrentarán en una guerra contra otra pareja, defendiendo al mismo tiempo, un mismo tema musical pero con diferentes coreografías.

La audiencia decide

Las parejas menos valoradas en cada guerra tendrán que volver a bailar. Esta vez cada pareja bailará un tema distinto y los profesores de la Academia decidirán salvar a una de ellas. Después, el jurado valorará a las parejas restantes. Los miembros de la pareja menos valorada por los jueces, pasarán a un enfrentamiento en la última oportunidad.

La pareja con menos apoyo por parte del jurado hasta el momento, tendrá que volver a batirse en la pista de baile, pero esta vez de forma individual. Rafael Amargo, Mónica Cruz y Bustamante, de nuevo tendrán que emitir su voto y uno de los dos miembros de la pareja será eliminado directamente.

El bailarín que se ha quedado sin su pareja en la última oportunidad, deberá retar a uno de sus compañeros del mismo sexo para poder permanecer en la competición. A partir de este momento, se abrirán los teléfonos y será la audiencia, desde casa, quien con sus votos decidirá quién se queda en el programa que se resolverá en el programa del siguiente lunes.