La Guardia Civil de León ha detenido a dos personas, un varón de 29 años y una mujer de 26, como presuntos autores de delitos de tráfico de drogas y defraudación del fluido eléctrico, y ha desmantelado una vivienda que estaba siendo usada para cultivar marihuana a gran escala en Garrafe de Torío (León).

La Benemérita comprobó que una vivienda, que no estaba habitada, estaba siendo utilizada únicamente para el cultivo de una plantación de marihuana de interior. Así, encontró todas las habitaciones con plantas en distinto estado de floración, han informado fuentes de la Subdelegación del Gobierno en un comunicado recogido por Europa Press.

Los agentes intervinieron, además de las plantas, 13 lámparas halógenas de gran potencia, cuatro ventiladores, tres extractores, transformadores, y demás utensilios utilizados para el cultivo de droga.

Finalizado el registro, los agentes inspeccionaron la instalación eléctrica del domicilio y constataron que el contador de la luz estaba manipulado, de forma que la energía eléctrica consumida no era contabilizada, causando así una defraudación a la compañía eléctrica.

Esta operación, ha sido llevada a cabo por la Unidad Orgánica de Policía Judicial (UOPJ) de la Guardia Civil de León y ha desmantelado una vivienda utilizada para el cultivo a gran escala de marihuana. Se han decomisado 180 plantas de Cannabis Sativa, que tenían un peso de 15.600 gramos.

Las diligencias instruidas, detenidos y el material utilizado han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 5 de León, y la droga intervenida remitida al Área de Sanidad y Consumo de la Subdelegación del Gobierno en León, para su pesaje y análisis.

Consulta aquí más noticias de León.