La Policía Nacional ha detenido en Linares (Jaén) a una mujer, de 36 años, acusada de drogar a un anciano, de 82 años, al que previamente le había pedido ayuda para después acabar desvalijando la vivienda de la víctima.

La arrestada se había presentado en el domicilio de este anciano solicitando cobijo para pasar la noche. Aprovechando una distracción, aderezó con metadona una cerveza con el fin de anular la voluntad de esta persona de avanzada edad y así poder robarle diferentes efectos.

Según ha informado la Policía, fue la propia víctima la que se personó en Comisaría relatando a los agentes que de madrugada se había presentado en su casa una mujer a la que él conocía. La mujer le pidió ayuda argumentando que no tenía donde ir y que le dejara pasar la noche en su casa.

Apenado por la situación, el anciano le abrió su casa. Una vez dentro, la detenida le dijo que le apetecía tomarse una cerveza y que estaría encantada en que la acompañase.

Atendiendo su petición, extrajo dos latas de cervezas del frigorífico. La mujer se la sirvió en un vaso no sin antes añadirle una sustancia que posteriormente se demostró que se trataba de metadona.

Posteriormente se fueron a descansar. Sobre las ocho de la mañana la víctima despertó de su sueño entre mareos y aturdimiento, advirtiendo de que la mujer había abandonado su casa y que, presuntamente, le había sustraído dinero en efectivo, documentación y joyas que también echó en falta.

Los investigadores centraron sus sospechas en una mujer cuyo domicilio se encontraba en los alrededores del de la víctima y que, al parecer era toxicómana. Una vez identificada y localizada, los agentes procedieron a su detención y su puesta a disposición de la autoridad judicial.

Las pesquisas han sido llevadas a cabo por agentes adscritos a la Brigada de Policía Judicial de la Comisaría de Linares.

Consulta aquí más noticias de Jaén.