El alcalde de Santander, Iñigo de la Serna, ha instado a los concejales de los grupos municipal a ser "responsables" y cumplir con "firmeza" el Pacto Antitransfuguismo ante el primer caso que se produce en el Ayuntamiento de la capital cántabra y del que es protagonista el edil Antonio Mantecón.

De la Serna así lo ha señalado este viernes durante la sesión extraordinaria del Pleno en la que se ha dado cuenta de la expulsión de Mantecón del grupo municipal Ganemos Santander Sí Puede y su nueva condición de concejal no adscrito, una situación que le deja como "tránsfuga".

El regidor municipal ha explicado que Mantecón no es tránsfuga porque él lo diga sino porque así define su situación la propia Real Academía Española: "Persona que con un cargo público no abandona éste al separarse del partido que lo presentó como candidato".

Con estas palabras, el alcalde ha pedido a los representantes de los grupos municipales que no den cobijo a Mantecón quien, mientras De la Serna se pronunciaba así, había abandonado el salón de plenos ya que no quería votar la ampliación del número de miembros de las comisiones a 15.

Una modificación propuesta por el equipo de Gobierno (PP) que ha salido adelante con los votos de PP, C's y la excompañera de Mantecón y ya portavoz de Ganemos Santander Sí Puede, Tatiana Yáñez-Barnuevo, y con los votos en contra de PSOE, PRC e IU y que precisamente se realiza para que el propio Mantecón pueda asistir a las mismas como concejal no adscrito.

Antes de la votación de este punto del orden del día, Mantecón ha explicado que iba a abandonar el salón de Plenos porque "votar supondría asumir y acatar" lo que se le está haciendo, es decir, expulsarle del grupo municipal de Ganemos Santander Sí Puede, y ha insistido en que solicitará medidas cautelares a los tribunales.

En este sentido, ha advertido a la Corporación de que, de concederse esas cautelares, las decisiones adoptadas en la sesión de este viernes, "impulsadas por el PP y su forma de actuar", podrían llevar al Consistorio al "colapso" y a "perder semanas o meses" de actividad.

"No voy a ser partícipe de este esperpento", ha ensalzado Mantecón, que ha lamentado que sea "la primera vez" que este Ayuntamiento "en 39 años no respeta los derechos legítimos de un concejal como representante de los ciudadanos".

Ha culpado de su situación a Tatiana Yáñez-Barnuevo, por ser una "representante del pueblo que trata de satisfacer sus propias ambiciones"; y al propietario de la marca Ganemos, Juliá de Fabián, por "coaccionar" a grupos municipales "sólo para sacar dinero" y a quien ha esperado que los tribunales lleven a "Alcalá Meco o a Soto del Real donde podrá codearse con ilustres corruptos del PP".

Pero también ha extendido su acusación al equipo de Gobierno 'popular', porque cree que ha actuado sin las mínimas "garantías éticas y jurídicas", a su juicio, sólo para "quitarse de en medio su oposición de forma sucia" en vez de aprender a "mantener una confrontación política en los márgenes del diálogo".

"Ustedes son cadáveres políticos y, si no es dentro de tres años —en las próximas elecciones municipales—, será antes", ha espetado Mantecón a los miembros del equipo de Gobierno, a quienes ha advertido que "no infravaloren" su labor y que seguirá trabajando por "traer a esta ciudad un nuevo ciclo político".

(((Habrá ampliación)))

Consulta aquí más noticias de Cantabria.