El asesor acusado de tenencia y distribución de pornografía infantil, ya suspendido cautelarmente de militancia por parte de Esquerda Unida, ha pasado este miércoles a disposición judicial y ha quedado en libertad, si bien se mantiene la investigación por esos supuestos delitos contra él.

A través de un comunicado, Esquerda Unida ha explicado que, tras "tener constancia de que esta persona afiliada de EU y trabajadora del grupo parlamentario salió en libertad con cargos", la formación que dirige Yolanda Díaz "ratifica su suspensión de militancia" y "la rescisión definitiva del contrato y de toda relación laboral con AGE".

Además, tal y como había avanzado este martes el secretario de Organización, Rubén Pérez, Esquerda Unida continúa con el desarrollo del proceso interno abierto —que podría determinar, de ser el caso, la expulsión—.

Esquerda Unida ha insistido en que "este tipo de comportamientos es indigno y violenta radicalmente la ética" y señala que es un "acto que es privado y trasciende de la política".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.