Antonio Ramírez de Arellano.
Toma de posesión del consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, antiguo vicerrector de la Universidad de Sevilla. EFE

La Fiscalía Superior de Andalucía ha denunciado por prevaricación administrativa y falsedad en documento público al consejero andaluz de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, por unos hechos de su etapa de vicerrector de Infraestructuras de la Universidad de Sevilla.

El Colegio de Arquitectos de Sevilla lo denunció por el proyecto de construcción del CentriusSegún han informado a Efe fuentes judiciales, el escrito de la Fiscalía se produce a raíz de una denuncia del Colegio de Arquitectos de Sevilla sobre la adjudicación de la redacción del proyecto arquitectónico del Centro de Transferencia de Resultados de Investigación de la Universidad de Sevilla (Centrius), al entender el colegio que adjudicó de manera "arbitraria" la redacción del proyecto arquitectónico.

La denuncia se presentó en marzo de 2015 ante la Fiscalía de Sevilla pero al implicar a Ramírez de Arellano y ser éste aforado como consejero del Gobierno andaluz, el caso pasó a la Fiscalía Superior de Andalucía.

La obra consistía en la construcción de 25.800 metros cuadrados y estaba presupuestada en 34 millones de euros, según la denuncia, y subvencionada con 17,7 millones por el Gobierno central y el programa Feder de fondos europeos.

El rector de la Universidad de Sevilla, Miguel Ángel Castro, ha dejado constancia "de su labor [de Arellano] desinteresada como servidos público, de su buen hacer y honorabilidad y de su no intencionalidad y en todo caso inocencia en los hechos investigados".

Castro ha explicado que la denuncia del Colegio de Arquitectos de Sevilla estuvo motivada por "el desarrollo fragmentado del proyecto" de construcción del Centrius, edificio estratégico de la Universidad de Sevilla  incluido en el Campus de Excelencia Internacional y reservado para trabajos de investigación conjuntos con empresas y laboratorios.

Según el rector, como la elevada financiación para su construcción no llegaba, se decidió ir construyéndolo por fases, de acuerdo con la disposición presupuestaria de cada año, lo que originó la denuncia del Colegio de Arquitectos de Sevilla.

En los últimos diez años, ha recordado el rector, el Colegio de Arquitectos de Sevilla ha interpuesto contra la Universidad de Sevilla no menos de nueve demandas, todas las cuales, hasta el momento han sido archivadas o ganadas por la Universidad, y relativas a cuestiones diversas, desde planes de estudio a contratación de técnicos, de personal docente a nuevos proyectos arquitectónicos.

Y ha añadido: "Resulta llamativo que el Colegio de Arquitectos de Sevilla utilice la denuncia ante la Fiscalía cuando al mismo tiempo, y por los mismos hechos, ha acudido a la vía Contencioso- Administrativa; donde ha mantenido y mantiene litigios en diversas materias".

"Son malos tiempos para la política"

El consejero, por su parte, ha pedido que se respete la presunción de inocencia y ha explicado que tuvo conocimiento de este hecho en la tarde del miércoles, y ha manifestado su máximo respeto a las actuaciones preliminares que se están llevando a cabo, al tiempo que ha prestado su total disponibilidad para seguir colaborando.

"Creo en la presunción de inocencia y pido que se respete en este caso"Ramírez de Arellano ha querido dejar claro que se trata de un asunto que nada tiene que ver con la Junta de Andalucía sino que concierne a la Universidad de Sevilla.

Asimismo ha señalado que "los litigios de este tipo son muy habituales" y que en su opinión el Colegio de Arquitectos debería haber presentado la denuncia en sede judicial desde el primer momento si lo creía oportuno y no en la Fiscalía de Sevilla, de forma que desde el principio hubieran podido disfrutar de todas las garantías.

En este sentido ha añadido que en esta nueva etapa las actuaciones están donde deben, en el TSJA, y ha defendido "la honestidad y el rigor de los funcionarios de este país incluyendo los de la universidad". "Creo en la justicia, creo en la tutela judicial, en la presunción de inocencia y pido que se respete en este caso", ha enfatizado.

Y ha concluido diciendo que es "consciente de que son malos tiempos para la política, para la acción política digna y los políticos dignos y valiosos que ha sido víctimas de la generalización dictadas por comportamientos que en ocasiones no han sido correctas"

Consulta aquí más noticias de Sevilla.