Hoy se ha conocido el naufragio de un cayuco ocurrido el sábado frente a las costas del Sáhara, según dijeron fuentes de la familia de un periodista francés que acompañaba a los inmigrantes.

La embarcación, con unas 70 personas a bordo, partió 48 horas antes de naufragar de las costas mauritanas, cerca de Nuadibú (al norte del país), para intentar llegar a las costas de las Islas Canarias.

Según la agencia marroquí de noticias, 38 de los ocupantes de la embarcación fueron rescatados, y se desconoce la suerte del resto. La Cadena SER asegura que cuatro de ellos han muerto.

Familiares del periodista Dominique Molard, que trabaja para la cadena de televisión alemana ARD y realizaba un reportaje sobre la inmigración ilegal, ha ofrecido información a las autoridades. El reportero logró la ayuda de un barco ruso, al que contactó por medio de un teléfono por satélite, según las fuentes.

El diario 'El País' asegura en su edción de hoy que el Ministerio del Interior ha elaborado el primer protocolo de actuación para las repatriaciones de ilegales .