Atasco Madrid
Una de las principales vías de acceso al centro de Madrid, con grandes atascos por la lluvia. JORGE PARÍS

Las horas perdidas por los conductores en los atascos volvieron a aumentar, por segundo año consecutivo, en 2015 en España, donde Barcelona y Madrid son las ciudades más congestionadas, según el Informe Anual de Medición de Tráfico del proveedor internacional de servicios para coches conectados Inrix.

El pasado año los conductores españoles pasaron de media 18 horas en sus vehículos sin poder circular con fluidez, de acuerdo con el estudio en el que también ha participado la Fundación RACC (Real Automóvil Club de Cataluña).

Esa cifra supone una hora más que un año antes y sitúa a España como el décimo país más congestionado de Europa. Esta clasificación la lidera Bélgica, con 44 horas de media al año.

En el informe Inrix se ha analizado la congestión en 13 países europeos y en 96 ciudades durante 2015.

Bélgica es el país europeo con más atascosBarcelona lideró la lista de las ciudades más congestionadas de España, ya que sus conductores se dejaron una media de 28 horas en atascos de tráfico durante 2015, tres horas más respecto al año anterior.

A pesar de una pequeña reducción del tráfico, Madrid siguió siendo en 2015 la segunda ciudad más congestionada de España, con alrededor de 21 horas en atascos.

La clasificación de las 6 ciudades con más atascos la completan, por este orden: Sevilla (18 horas, 0,35 horas más), Bilbao (16 horas, 0,11 horas menos), Valencia (12 horas, 0,36 menos) y Zaragoza (11 horas, 0,10 menos).

Barcelona, la peor ciudad para transitar

El Medidor Inrix del tráfico también ha identificado las peores carreteras de España, así como las peores horas para circular por ellas.

Las carreteras de Barcelona fueron en 2015 las más congestionadas, y en concreto, la B-10 es la ruta con más tráfico, lo que provocó la pérdida de 23 horas durante el pasado año. La peor hora para transitar por ella es las 15:00 del viernes.

Le siguieron los nueve kilómetros de la B-23, un tramo en el que los barceloneses se dejan al año de media 22 horas, especialmente a las 8:00 de la mañana y en lunes.

Las otras tres vías peores están en Madrid, concretamente en la A-2 (con 18,44 horas y a las 9 de la mañana de los lunes), la M-40 (con 15,64 horas y también los lunes, pero a las 8 de la mañana) y nuevamente la A-2 (desde la M-300 a la M-108, los martes a las 8 de la mañana) con 7,88 horas.

En cuanto a las ciudades europeas donde fue más difícil circular en 2015, a la cabeza se situó el área metropolitana de Londres, con 102 horas perdidas, 5,2 más que en 2014.