El Edificio Pignatelli de Zaragoza acoge este lunes, día 21, una jornada con la que se pretende dar el pistoletazo de salida al proceso de participación para marcar la regulación de las ayudas para la elaboración de Informes de Evaluación de Edificios (IEE) para el año 2018. Además, se trabaja en estas subvenciones para 2016, con la finalidad de garantizar que "no se pierda ni un euro".

Así lo ha explicado el consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda del Gobierno de Aragón, José Luis Soro, quien ha inaugurado esta jornada técnica en la que participan arquitectos, ingenieros, aparejadores y representantes de otras instituciones.

Soro ha destacado el interés en que se conozcan cómo acceder a estas ayudas para garantizar que no se pierda ni un euro. Otro de los objetivos es comenzar con el proceso de participación para la creación del marco legal que regulará, a partir de 2018, la obligación del IEE.

Soro ha señalado que estas ayudas servirán para asegurar "la calidad y sostenibilidad" del parque edificado en Aragón. El Informe de Evaluación de Edificios (IEE) será obligatorio para todos los edificios de uso residencial de vivienda colectiva que en junio de 2013 tenían más de 50 años. A partir de ese momento ira obligando al resto de los edificios que cumplan 50 años.

Entre las novedades de este año se espera aumentar los plazos para la solicitud y la cantidad que se destine. Se espera contar con un presupuesto de 185.000 euros en total. La convocatoria se publicará en las próximas semanas.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.