Diego Torres
Diego Torres, en su tercer día de interrogatorio en el juicio Nóos. EFE/Cati Cladera

Diego Torres pidió a su sobrina Patricia Tejeiro darla de alta en la Seguridad Social como empleada de la empresa Nóos Consultoría sin trabajar de verdad y cobrando 60 euros, así como que buscara a otras personas interesadas, algo que la joven hizo con hasta cinco amigos que aceptaron.

Durante su declaración como testigo ante el tribunal del caso Nóos, Patricia Tejeiro ha explicado que la propuesta de contratarla se la hicieron sus tíos Ana María y Diego en un evento familiar donde además le pidieron que les dijera si conocía a alguien más a quien le pudiera interesar, algo en lo que insistieron a lo largo de los años.

De esta manera, Nóos Consultoría contrató hasta a cinco amigos suyos, de los que ninguno trabajó de verdad y uno de los cuales tenía 16 años cuando fue contratado, tal como él mismo ha contado también este viernes ante el tribunal.

Patricia Tejeiro se ha retractado de lo que declaró ante el juez de instrucción, ante el que dijo que había hecho encuestas para Noos Consultoría y ha confesado que mintió porque uno de sus tíos, no recuerda si Marco o Luis Tejeiro, le pidió que no declarase que no estuvo trabajando.

Este viernes, en la vigesimosegunda jornada del juicio, han declarado ante el tribunal 16 personas que figuraron como trabajadores en distintas empresas vinculadas con el Instituto Nóos, de las que ocho han confesado que no trabajaron.