El fantasma de la guerra atómica
Los líderes israelíes serán protegidos ante un eventual ataque nuclear. ARCHIVO

El Gobierno de Israel ha iniciado la construcción de un nuevo "comando central" subterráneo donde podrán refugiarse los líderes del país en caso de un ataque nuclear, informa hoy el diario "Yediot Aharonot".

"Parece sacado de una película y uno camina dentro de él con sorpresa cuando piensa que desde ahí funcionarán todas las oficinas gubernamentales", expresó un funcionario del Gobierno citado por el periódico bajo la condición de anonimato.

El diario publica en su edición impresa fotografías en las que pueden verse las obras de construcción, que concluirán en 2010.

Según el rotativo, el refugio tendrá un costo aproximado de 240 millones de dólares (175 millones de euros) y albergará la Oficina del Primer Ministro y los comandos militares, además de dar cobijo a las principales autoridades del Gobierno.

El refugio, localizado en las montañas que circundan Jerusalén, tendrá un túnel de acceso con amplitud suficiente para la entrada de camiones

Protestan por el 'impacto negativo'

El refugio, localizado en las montañas que circundan Jerusalén, tendrá un túnel de acceso con amplitud suficiente para la entrada de camiones, y dispondrá de salones, cuarteles y salidas de emergencia.

Cuatro de las principales compañías de construcción del mundo participan en el proyecto, en el que han intervenido sólo judíos que han sido sometidos a una rigurosa investigación.

Según el diario, varias organizaciones ambientales han protestado por las obras ante el impacto negativo que causarán en el entorno.

La amenaza nuclear ha vuelto a la actualidad en Israel debido a los supuestos planes de Irán acceder a armas atómicas.