El expresidente del Gobierno central y presidente de FAES, José María Aznar, ha advertido de que "vuelven los falsos profetas, terroristas convictos que se quieren hacer pasar por pacificadores", en alusión al secretario general de Sortu, Arnaldo Otegi, excarcelado esta semana.

En el acto de entrega del Premio Gregorio Ordóñez al líder opositor venezolano Leopoldo López celebrado en San Sebastián, Aznar ha señalado que "no existe ningún provecho social a la falsificación de la historia, aunque a algunos les sirva para blanquear un pasado negro de complicidades y de silencios".

En este sentido, ha subrayado que, si Leopoldo López "hubiera nacido aquí", hoy se recordaría "su muerte a manos de los mismos que mataron" al dirigente del PP Gregorio Ordóñez, fallecido en un atentado de ETA.

"No podemos llamar paz al arreglo que convierte a los asesinados en obstáculos a la convivencia y sus asesinos en modelos de compromiso social", ha aseverado.

A su juicio, "no se puede aceptar esa manipulación obscena sobre lo que verdaderamente ocurre y sobre sus únicos responsables". "Ésa es la tarea que la causa de la libertad demanda hoy en nosotros", ha aseverado.

José María Aznar ha señalado que es una obligación "desenmascarar a los enemigos de la libertad, separar a los que han hecho todo por asegurar la democracia de los que hacen todo cuanto pueden por destruirla".

Falsos profetas

"Porque vuelven falsos profetas, terroristas convictos que se quieren hacer pasar por pacificadores y aún cometerán la obscenidad de intentar compararse con los que han sufrido la cárcel por su compromiso con la libertad, como Leopoldo López", ha destacado.

En este sentido, ha subrayado que, López "hubiera nacido aquí y hubiera dado aquí la batalla por las mismas convicciones que le mantienen en una cárcel de Caracas, hoy no estaríamos exigiendo su libertad, hoy estaríamos recordando su muerte a manos de los mismos que mataron a Gregorio Ordóñez".

(Habrá ampliación)

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.