La Comisión Autonómica del Consejo Superior de Tráfico y Seguridad Vial ha acordado este viernes nuevas medidas encaminadas a reducir la siniestralidad en las carreteras de Cantabria derivada de la presencia de animales tanto domésticos como de fauna silvestre entre las que se incluye la posible utilización de ultrasonidos y la creación de un mapa de riesgos.

En 2015 se han registrado un total de 279 siniestros en la comunidad autónoma por la presencia de animales en las carreteras. De ellos, 161 fueron ocasionados por fauna silvestre —jabalí, corzo, tejón, etcétera— y los 118 restantes por animales domésticos como perros, caballos y vacas.

A partir de estos datos, en la reunión, que ha estado presidida por el delegado del Gobierno en Cantabria, Samuel Ruiz, y en la que ha participado el jefe provincial de Tráfico, José Miguel Tolosa, junto a responsables de las carreteras del Estado y del Gobierno Regional y de la Consejería de Desarrollo Rural, se han analizado las medidas preventivas que se están llevando a cabo en carreteras estatales y autonómicas.

Se trata principalmente de vallados, utilización de atrayentes y repelentes, y deforestación de los márgenes de las carreteras. La Comisión quiere añadir a estas medidas otras nuevas como la posible utilización de ultrasonidos y de catadióptricos reflectantes orientados para proyectar las luces de los faros hacia los márgenes de las carretera.

Con el mismo objetivo se ha aprobado la creación de un mapa de riesgos en las carreteras que tenga en cuenta los siniestros ocurridos en relación con las épocas del año en las que se han sucedido, ya que, sobre todo en animales de fauna silvestre, los periodos de celo y/o de caza puede influir en sus movimientos.

También se ha abordado la redacción de un protocolo de actuación en el que queden establecidos los procedimientos de actuación a llevar a cabo atendiendo al tipo de fauna.

Por ejemplo, la posibilidad en un futuro de convenios con sociedades protectoras de animales de Cantabria, similares a los que ya existen en otras comunidades autónomas, y en virtud de los cuales las asociaciones, una vez avisadas de la presencia de perros abandonados en las vías, se encargan de su recogida y atención, así como un contacto directo, entre las distintas administraciones competentes, en los casos de la presencia de animales salvajes en la vía, principalmente jabalíes.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.