El Instituto de la Mujer y CCOO han mostrado su intención de trabajar de manera conjunta para aunar esfuerzos dirigidos a erradicar las desigualdades de género que se dan en la región, que sobre todo son salariales y de conciliación familiar.

Así lo han indicado, en declaraciones a los medios, la directora del Instituto de la Mujer, Araceli Martínez, y el secretario regional de CCOO, José Luis Gil, después de plasmar su mensaje en pro de la igualdad en el cartel que el sindicato ha instalado en sus cinco sedes, con motivo del Día Internacional de la Mujer, que se celebra el próximo martes.

Martínez ha agradecido la labor que CCOO hace en favor de la mujer, pues ha precisado que ya que los sindicatos están inmersos en la trasformación social, estos han de estar también implicados en la remoción de las estructuras que generan desigualdad y en la lucha activa por la igualdad entre trabajadores y trabajadores.

"Cada uno desde su competencia debe contribuir a crear una sociedad más justa", ha asegurado la responsable del Instituto de la Mujer, que ha explicado que la igualdad en el empleo, en lo referido a la brecha salarial, es una de los principales problemas que afectan a las trabajadoras de la región y que "hay que atajar".

"Las mujeres trabajando lo mismo cobramos menos, lo que significa que tenemos que trabajar más para cobrar lo mismo o que trabajamos gratis en algunas situaciones", ha lamentado Martínez, que ha advertido de que el colectivo femenino también presenta situaciones laborales más precarias.

A esto, ha concluido, se unen los problemas derivados de la conciliación familiar, alertando de que si no hay corresponsabilidad en el hogar, "las dobles y triples jornadas para las mujeres se seguirán perpetuando". "Por ello debemos incidir en políticas de conciliación y en que los varones se impliquen en la esfera de las tareas domésticas", ha defendido.

De su lado, el responsable regional de CCOO ha advertido de que en materia de igualdad hay elementos en la sociedad de la región "para la preocupación y la actuación".

"CCOO ha constatado diferencias notables injustas en materia laboral, sin elemento que las justifique. La crisis tiene especialmente rostro de mujer, y la pobreza también", ha alertado Gil, que ha valorado el compromiso y la implicación de la actual directora del Instituto de la Mujer, sobre todo después de cuatro años del Gobierno del PP "que cegó las posibilidades de desarrollo de las mujeres y de políticas inclusivas. Si el Gobierno no se compromete con ellas, es muy difícil ponerlas en marcha", ha admitido.

Y es que el líder de CCOO ha insistido en que es "importante" tener una aliada en la directora del Instituto la Mujer que permita avanzar de forma conjunta y coordinada "para que el próximo año la libertad sea producto de la igualad entre hombres y mujeres". "En tanto no seamos iguales, no habrá libertad plena", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Toledo.