La Conselleria de Salud quiere trasladar a la población balear un mensaje de tranquilidad ante el primer probable diagnóstico positivo de virus de Zika, ya que el riesgo de transmisión autóctona del virus es mínimo por la baja densidad de mosquitos en esta época del año.

Se trata de una mujer de 67 años procedente de República Dominicana que llegó a Palma el pasado 20 de enero y que acudió a su centro de salud a primeros de febrero con síntomas leves que hicieron sospechar a su médico de familia de un posible caso de virus de Zika.

La mujer manifestó que dos días antes de viajar a España ya presentaba síntomas, con fiebre y malestar general, según informa el Govern en un comunicado.

Así, el pasado 3 de febrero se realizaron las pruebas serológicas en el Hospital Universitario Son Espases y se remitieron al Centro Nacional de Microbiología -centro de referencia en el diagnóstico y control de enfermedades infecciosas- que confirmaba ayer el probable diagnóstico positivo del que sería el primer caso de virus de Zika importado que se registra en nuestra comunidad autónoma.

El Centro Nacional de Microbiología enviará en un máximo de 72 horas el resultado de la segunda prueba necesaria para confirmar el diagnóstico al 100%.

En este sentido, conviene señalar que el Servicio de Microbiología del Hospital Universitario de Son Espases dispone de reactivos necesarios para la detección del virus en sangre, por lo que el diagnóstico ya se puede realizar en esta Comunidad en menos de 48 horas, garantizando con ello la detección precoz de posibles nuevos casos.

Esta es una de las primeras medidas adoptadas por la Conselleria de Salud para la detección y control de la enfermedad en Baleares.

Creación de una comisión interdisciplinar

Desde la Dirección General de Salud Pública y Participación se ha creado, asimismo, una comisión interdisciplinar para el seguimiento y control de enfermedades transmitidas por vectores desde donde se abordan aspectos clínicos y asistenciales, pero también los que tienen que ver con el control de las poblaciones de mosquitos vectores.

El pasado miércoles 2 de marzo se celebró la primera reunión de dicha comisión, formada por representantes de Salud Pública, el Servicio de Salud, la Conselleria de Medio Ambiente, los consejos insulares, la UIB y la Felip.

La Dirección General de Salud Pública y Participación trabaja además de forma conjunta con el Ministerio de Sanidad y el resto de comunidades autónomas en la elaboración de un Plan Nacional para el abordaje de enfermedades transmitidas por mosquitos vectores, como el Zika, el dengue y el chikungunya.

La enfermedad por el virus Zika presenta una sintomatología en general leve que puede pasar desapercibida o diagnosticarse erróneamente como dengue, chikungunya u otras patologías víricas.

Los principales síntomas son fiebre o dolores articulares pasajeros, cansancio y dolor de cabeza. El periodo de incubación oscila entre 3 y 12 días y la duración de la sintomatología, entre 2 y 7 días.