El fabricante de videojuegos japonés Atlus ha decidido retirar la máquina recreativa Arm Spirit "como medida de precaución". De es este modo, desaparecerá de las 150 salas donde se encontraba en Japón después de que tres jugadores se rompieran el brazo, según informa Computers World .

Creemos que los jugadores se encontraban muy excitados y doblaron sus brazos de una forma antinatural.

El Arm Spirit es un juego de lucha donde el jugador echa un pulso con un brazo artificial. En declaraciones recogidas por la
BBC el portavoz de Atlus, Ayano Sakiyama ha afirmado que "quizá los jugadores se encontraban muy excitados y doblaron sus brazos de una forma antinatural", ya que la máquina "no es tan fuerte".

La investigación ya está en curso y el fabricante revisará las máquinas en busca de cualquier fallo.

Los jugadores de Arm Spirit avanzan a través de diez niveles en los que miden su fuerza contra una doncella francesa, un maestro de artes marciales borracho y un perro chihuahua antes de enfrentarse al reto final: un luchador profesional. Sólo está disponible en Japón.