Aniversario de la liberación de Natascha
Natascha, durante una intervención en televisión. (ARCHIVO). ARCHIVO

El primer aniversario de la liberación de Natascha Kampusch, la joven austríaca que estuvo ocho años secuestrada en un sótano cerca de Viena, se ve ensombrecido por los conflictos familiares, sobre todo entre los padres de la chica.

Ludwig Koch, el padre de Natascha, anunció en Viena que se va a querellar contra su ex mujer Brigitta Sirny por el libro escrito por ésta, Años desesperados , en el que relata el tiempo sin su hija.

En el libro, la madre de la joven se refiere varias veces en tono peyorativo y despectivo a su ex marido y le acusa de ser alcohólico.

El hombre se querellará por injurias "porque no voy a aceptar nada que esté dirigido en contra de mi persona", dijo Koch en declaraciones a la agencia austríaca APA. En algunas partes del libro hay "relatos que no se corresponden con la verdad", agregó el padre de Natascha.

Ocho años recluida

Su hija, de ahora 19 años, cumplirá este jueves el primer aniversario en libertad, después de pasar más de ocho años recluida en la casa de su secuestrador, Wolfgang Priklopil, un caso que dio la vuelta al mundo el verano pasado.

En una entrevista el lunes pasado con la televisión pública austríaca ORF, Natascha dijo que su captor le "da cada vez más pena" y criticó a su padre por complicarle la vida, en vez de dejarle recuperar la normalidad. Sobre el libro de su madre, la joven afirmó: "tiene derecho a escribirlo, aunque yo no lo haría".

Esa entrevista fue concedida en Barcelona donde la joven austríaca ha pasado unos días rodando un documental sobre ella. Éste ha sido su primer viaje al extranjero. En él, se bañó en el mar por primera vez. 

Natascha trata de volver a la vida normal, después de que su captor se suicidara al enterarse de la fuga de su víctima, a la que secuestró en marzo de 1998 cuando ella tenía apenas 10 años.