Invasión veraniega de 'correo basura'
El tiempo promedio eliminando cada 'email' es de 10 segundos. ARCHIVO

Cada trabajador encontrará de media en su ordenador entre 800 y 1.100 correos fraudulentos (spam , phishing y spyware ) el día en que regrese a su puesto de trabajo tras las vacaciones, según un informe de SerenaMail , empresa especializada en gestión de seguridad de email e internet de Barcelona.

"Un usuario activo de una cuenta de email recibe de media de cuarenta spams al día, lo que equivale a unos 840 después de tres semanas de vacaciones y a 1.120 tras cuatro semanas", explicó en una nota de prensa Carlos Ticó, director general de SerenaMail.

En este estudio se añade que un usuario dedica diez segundos a abrir e identificar un correo spam y eliminarlo, por lo que de media un trabajador dedicará el primer día de trabajo tras las vacaciones un mínimo de diez minutos y hasta 60 y 90 minutos en los casos "más críticos", a eliminar spam y phishing.

Uno de los riesgos más comunes en el recibo de spam es el de eliminar accidentalmente correos legítimos

Aunque las pérdidas económicas por estos "ataques" son difíciles de cuantificar, si se utiliza el baremo de la multinacional Nortel Networks, que cifra en 0,75 euros el coste de un email ilegítimo, cada empresa gasta de media en esta operación entre 150 y 900 euros por trabajador.

Este coste está generado por la pérdida de productividad y el uso de recursos (uso de ancho de banda, espacio de almacenamiento de servidores y personal), explica el informe.

Uno de los riesgos más comunes en el recibo de spam es la probabilidad de eliminar accidentalmente correos legítimos cuando el usuario está vaciando su buzón de los email basura y "en muchos casos y para algunas empresas la pérdida de un email legítimo es más grave que la entrada de spam, ya que puede supone la pérdida de información importante como contratos, pedidos o confirmaciones".