Las labores de rescate del joven que desapareció durante la tarde del pasado sábado mientras se bañaba en el embalse del Pontón de Segovia junto a un grupo de amigos continúan, tras casi 48 horas de búsqueda sin resultado.

 

El desaparecido es Mohammed el Faiki, un joven de nacionalidad marroquí de 24 años, que solamente lleva tres meses de estancia en España y trabaja en el sector de la construcción, según informó un familiar que sigue desde la orilla de la presa del Pontón junto a varios amigos y compañeros de la víctima las labores de búsqueda.

Miembros de los equipos de rescate subrayaron la dificultad de la tarea por las numerosas corrientes internas de agua que hay en el Pontón, así como por la escasa visibilidad en el fondo del embalse y la intrincada orografía del vaso.

El joven se hundió, sin motivo aparente, mientras cruzaba el embalse a nado.

Por su parte, los familiares del joven desaparecido explicaron que El Faiki acudió el sábado en compañía de dos amigos a darse un baño al Pontón y cuando estaba cruzando el embalse de orilla a orilla, con la intención de llegar hasta el palacio de Santa Cecilia, al parecer se hundió en el agua sin motivo aparente.

Alertado el 112 por el suceso, el Grupo de Rescate de la Agencia de Protección Civil se desplazó hasta el lugar, pero aunque un equipo de buceadores efectuó varias inmersiones a lo largo de la tarde no pudo hallar al joven.

Además de las labores de búsqueda, el servicio de emergencias 112 ha desplazado un psicólogo que acompaña durante todo el día a los familiares del desaparecido, para prestarles ayuda en estos difíciles momentos.

CONSULTA AQUÍ TODAS LAS NOTICIAS DE SEGOVIA.