El diputado del PP de Castilla-La Mancha Francisco Núñez ha contestado al Gobierno regional que la intención del Ejecutivo central de convocar la Comisión Bilateral de Cooperación entre la Administración General del Estado con la Comunidad Autónoma no se debe a que quiera recurrir la decisión de la Junta de reducir la jornada laboral de los funcionarios autonómicos a 35 horas, sino que esta convocatoria se debe a hacer un análisis del cumplimiento del objetivo de déficit.

Así se ha expresado Núñez a preguntas de los medios después de que el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas del Gobierno regional, Juan Alfonso Ruiz Molina, haya considerado que el Gobierno central quiere tumbar esta reducción de horas de jornada laboral con la convocatoria de esta Comisión, algo ante lo que ha dicho que está detrás "la mano de Cospedal".

El propio delegado del Gobierno de la Comunidad Autónoma, José Julián Gregorio, decía minutos después que el Ejecutivo en funciones de Mariano Rajoy no tenía intención de recurrir esta medida, y que esa afirmación era una "filtración interesada" de la Junta.

Con este escenario, Núñez ha explicado que la decisión de reducir 2,5 horas a los funcionarios supondrá "un incremento presupuestario" en materia de personal, razón por la que se pide convocar esta Comisión.

A raíz de este incremento, Núñez considera que "o hay reducción de gasto en otra materia, o los presupuestos son una quimera que no se puede incumplir, o el Gobierno regional no cumplirá el déficit".

"Estas acusaciones son una cortina de humo para echar balones fuera en lugar de cumplir lo prometido", ha afirmado Núñez, quien cree que el Gobierno regional "genera bulos" para evitar las "críticas".

Consulta aquí más noticias de Toledo.