El caudal del río Júcar a su paso por Cuenca capital ha descendido de los 176 metros cúbicos registrados a las 20.00 horas de este domingo a los 94 metros cúbicos por segundo, según han informado fuentes del Ayuntamiento, que han precisado, además, que la situación es preocupante cuando se alcanzan niveles de 180 metros cúbicos por segundo.

El Consistorio mantiene, no obstante, "todos los servicios alertados" ante la previsión de posibles nevadas o la crecida del caudal del río, que se ha reducido "considerablemente", según ha subrayado este lunes el concejal de Seguridad y Servicios a la Ciudad, Pedro José García Hidalgo, quien ha admitido que hay que seguir estando "vigilantes, aunque ahora mismo no hay una preocupación especial al respecto".

García Hidalgo ha confirmado, además, que la Policía continúa vigilando "constantemente" las zonas inundables que permanecen cerradas al tránsito peatonal desde el fin de semana y entre las que se encuentran la pasarela de San Antón, zona de la Alameda, Recreo Peral y huertas de Antonio Maura.

El desprendimiento de tierra y parte de un muro en el talud sobre el camino de acceso a la Puerta de San Juan desde el Recreo Peral obligó este domingo a cortar también el acceso desde la zona de juego de bolos a la puerta de San Juan y en la mañana de este lunes técnicos municipales revisarán muros y estructuras.

Por su parte, la nieve empezó a cuajar en Cuenca capital a última hora de la tarde de este domingo, aunque, según ha confirmado Hidalgo, "no ha tenido especial incidencia hasta este momento". A primera hora de la mañana de este lunes se ha activado la alerta por temperaturas mínimas en su nivel amarillo.

Consulta aquí más noticias de Cuenca.