Obras en la L9
Obras en el ramal de la Zona Franca de la línea 9 del Metro de Barcelona. ACN

Después de 30 años de reclamaciones  vecinales para que el metro llegue a la Zona Franca y La Marina, este lunes se retoman las obras que lo harán posible, las del ramal de la L9 en este área de Barcelona (L10). La previsión, según el conseller de Territori i Sostenibilitat, Josep Rull, es que en 2017 "puedan entrar en funcionamiento el máximo número de estaciones".

Desde la Unió d’Entitats de la Marina celebran que los trabajos se vuelvan a emprender  pero lamentan que llegan "tarde" y ven con cierto escepticismo que se cumplan los plazos previstos.

Las obras, empezadas en el año 2005, están paradas desde 2012 por dificultades de financiación y será posible retomarlas gracias a un acuerdo al que han llegado este mismo mes el Ajuntament de Barcelona y la Generalitat para sufragarlas.  El Govern, informó Rull, pondrá 40 millones de euros en 2016, y el consistorio, otros 40.

El Govern y el Ajuntament financiarán la obra a partes igualesDori García, directora de la Unió d’Entitats de la Marina, organización vecinal que ha protagonizado varias manifestaciones desde 2011 para reclamar la L10, afirma a 20minutos que están "un poco escépticos" ante el hecho de que esta vez la línea se haga realidad. "La Generalitat siempre había dicho que no tenía dinero y todos sabemos cuál es su situación económica", apunta.

"Si el metro llega lo hará 30 años tarde pero será una gran noticia", añade sin embargo, y señala que "permitirá que el comercio en el barrio se rehabilite, que la gente pueda salir con más facilidad, que haya menos circulación de vehículos por el paseo de la Zona Franca y que se ubiquen más empresas en este área de Barcelona, lo que ayudará a reducir el paro".

García se queja de que durante muchos años "se ha dado prioridad a otras actuaciones" y los vecinos de la Marina y la Zona Franca han quedado "relegados a un segundo plano". Y protesta, asimismo, porque a pesar de que han tenido que soportar "obras, cortes de circulación e inspecciones de edificios", todavía no han podido disfrutar de la prometida línea de metro.

11 estaciones

Una vez  esté terminado, el ramal de la L9 de la Zona Franca, de 6,3 kilómetros, contará con un total de 11 estaciones: Can Tries-Gornal (enlazará con el tramo de la L9 hacia el aeropuerto), Provençana, Ildefons Cerdà, Foneria, Foc Cisell, Motors, Zona Franca Litoral, Zona Franca Port, Zona Franca ZAL, Nova Zona Franca y Polígon Pratenc.

Para que el año que viene se puedan poner en marcha el mayor número de paradas posible, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, está negociando con el vicepresidente económico de la Generalitat, Oriol Junqueras, para establecer los términos exactos de la financiación. Además, buscará un acuerdo político municipal que permita aprobar la inversión.

En la actualidad, los túneles de la L10 ya están hechos y hay una vía instalada para que los trenes puedan acceder a las cocheras de la Zona Franca. Falta, sin embargo, poner a punto las estaciones, que están a medias. 

Consulta aquí más noticias de Barcelona.