El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha asegurado hoy que es "muy optimista" y está convencido de que el PSOE, "más temprano que tarde", entenderá que "no tiene sentido" pactar con Ciudadanos o el PP y estará dispuesto a negociar con Podemos un Gobierno de coalición.

En rueda de prensa tras reunirse con los secretarios generales de Comisiones Obreras y UGT, Iglesias ha asegurado que, en cuanto el PSOE esté dispuesto a negociar, Podemos estará preparado para hablar del nuevo Gobierno, que "es lo que toca".

Y estoy convencido de que en las próximas horas, en los próximos días, esa conversación se producirá

Además, Iglesias ha desvelado que el lunes se cruzó varios mensajes telefónicos con el líder del PSOE, Pedro Sánchez, aunque no llegaron a mantener una conversación, entiende que "por cuestiones de agenda familiar", y que ambos se emplazaron para que dicha conversación "se produzca pronto".

"Y estoy convencido de que en las próximas horas, en los próximos días, esa conversación se producirá y eso es algo bueno", ha añadido.

Pablo Iglesias ha insistido en que un Gobierno entre PSOE y Podemos no solo sería el de "más base electoral de apoyo en la historia democrática del país", sino que además sería un Ejecutivo "estable", mientras que ha advertido de que España "no podría permitirse un Gobierno monocolor" del PSOE sostenido solo por noventa diputados.

En cualquier caso se ha mostrado convencido de que "pronto" se podrá conformar ese Gobierno de coalición con el PSOE.

Y ha advertido de que mientras Podemos puede hablar de "política" o "acuerdos concretos" con muchas formaciones, un Gobierno de coalición como el que quiere su partido implica hablar solo con las formaciones con las que se tienen "coincidencias".

También ha insistido en que frente a la posibilidad de un pacto del PSOE con Ciudadanos o incluso con el PP tiene "mucho más sentido" el Gobierno de coalición entre socialistas y Podemos, y por eso ha insistido en que sigue teniendo la mano tendida a Pedro Sánchez.

No obstante, ha lamentado el "profundo inmovilismo" de los dos partidos mayoritarios desde las elecciones, incluyendo al PSOE que "ha empezado a moverse un poco" en los últimos días.

Espera en cualquier caso que se llegue a un "Gobierno de progreso" lo más pronto posible, aunque ha rechazado dar un ultimátum a Sánchez porque el objetivo, ha dicho, es conseguir ese cambio político.

"Seguimos con la mano tendida, no vamos a dejar de trabajar y nos dejaremos la piel" para llegar a ese acuerdo, ha subrayado.

Otra de las cosas en las que ha insistido es en que Podemos no facilitará "ni por activa ni por pasiva" un pacto del PSOE con Ciudadanos porque sería como apoyar un Ejecutivo con "un PP en diferido".

Si llegado el caso PSOE y C's necesitan buscar apoyos, ha advertido, que se los pidan a los populares.