La Diputación de Córdoba ha comenzado este martes las obras de refuerzo del firme de la carretera provincial CP-337 de la localidad cordobesa de Montoro, vía de acceso a las instalaciones del cementerio municipal, a la depuradora de aguas residuales y que conecta con la A-4, cuyos trabajos suponen un total de 100.000 euros.

El delegado de Cooperación con los Municipios y Carreteras de la institución provincial, Maximiano Izquierdo, ha visitado este martes la zona junto a la alcaldesa de la localidad, Ana María Romero, para comprobar 'in situ' el inicio de los trabajos de reparación, que concluirán en un plazo de cuatro semanas.

Izquierdo ha explicado que "la actuación está motivada por el deterioro del pavimento que presenta varias patologías como roturas, disgregación de la capa de rodadura, grietas por movimientos del terreno y deformaciones del firme, entre otros".

El máximo responsable de Carreteras ha subrayado que "el objetivo del proyecto es dotar a la vía de una capa de rodadura que impermeabilice la calzada y evite deterioros. Además, se corregirán las deformaciones que existen para aumentar la comodidad y seguridad de la circulación".

Asimismo, la obra contempla una mejora del drenaje longitudinal, un refuerzo de mezcla bituminosa en caliente y la correspondiente señalización horizontal, así como la colocación de una zona de resaltos sonoros en ambas direcciones.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.