El Consejo de Gobierno ha aprobado este martes el Plan General de Turismo Sostenible de Andalucía Horizonte 2020, con el que prevé superar los 31,5 millones de turistas para 2020 a través de "una industria más fuerte, un empleo de calidad y una oferta de excelencia", según ha señalado el consejero de Turismo y Deporte, Francisco Javier Fernández, en la rueda de presa posterior a dicho Consejo.

El plan cuenta con un presupuesto de 420 millones para los cinco años de vigencia, incluyendo este 2016 que ya está previsto en los Presupuestos de la Junta de Andalucía. Asimismo, cuenta con ocho líneas estratégicas, siete objetivos generales y 30 programas de actuación, además de una memoria económica.

Fernández ha señalado, que durante el anterior marco regulatorio, el aprobado en 2008 y vigente durante la crisis económica, el sector turístico ha demostrado "su solvencia siendo una de las últimas actividades en verse afectadas por la crisis y la primera en dar síntomas de recuperación".

"Ahora el sector está preparado para enfrentar un nuevo desafío y ahora es el mejor momento para renovar el marco estratégico y sentar las nuevas bases de futuro que permitan alcanzar la meta de nuevo plan general: consolidar el turismo como un sector estratégico, generador de empleo y motor de desarrollo", ha subrayado el consejero.

Este plan cuenta con un concepto "amplio" de sostenibilidad y una gobernanza basada en la codecisión y participación desde la perspectiva de igualdad de género. En este sentido, ha llamado la atención sobre el nivel de participación alcanzado y la inclusión de las recomendaciones del sector".

Además, el consejero ha apuntado que este plan servirá como referencia al resto de instrumentos de planificación turística, como la Estrategia Integral para el Fomento del Turismo Interior Sostenible, el Plan de Fomento del Turismo Sostenible del Litoral, las Estrategias para la Gestión de la Estacionalidad Turística, el Plan Director de Promoción, los Planes de Grandes Ciudades o los Programas de Recualificación, entre otros.

Entre sus restos, se marca la dinamización integral y cooperativa del sector, el apoyo activo al emprendedor, la estabilidad del empleo, potenciar la excelencia de la oferta, el impulso de la innovación unida a la competitividad e impulsar el desarrollo y complementariedad de los diferentes segmentos.

También pretende generar espacios para la cooperación y dar impulso a los mecanismos de participación colaborativa entre todos los actores implicados del turismo.

Programas con mayor financiación

Entre los programas con mayor financiación que incluye el plan destacan los dos dirigidos a promoción, con un presupuesto global de más de 82,7 millones de euros, y los de apoyo a la calidad y fomento de la sostenibilidad de infraestructuras (39 millones); complementariedad entre segmentos, destinos y productos (38,65); respaldo a la internacionalización empresarial (32,9), y lucha contra la estacionalidad (27,2 millones).

Además del conjunto de programas medidas con su financiación, el texto incluye también un diagnóstico de la situación del sector y de las tendencias de futuro; las orientaciones estratégicas generales y específicas; los instrumentos que se pondrán en marcha para ejecutarlas; la ordenación de la oferta y de los recursos turísticos en los diferentes destinos, y los mecanismos de seguimiento y evaluación.

El sector turístico representa casi del 13 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) regional. Durante el pasado año, Andalucía recibió cerca de 26 millones de visitantes, lo que supone un crecimiento del 7,9 por ciento, y registró casi 48 millones de pernoctaciones en los establecimientos hoteleros, un 6,5 por ciento más.

Además, los ingresos totales generados por la actividad en 2015 se situaron en 17.600 millones de euros (un 5% más en términos reales); mientras que el empleo en la hostelería aumentó un 7,5 por ciento al cierre del ejercicio, hasta los 216.000 trabajadores.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.