La vicesecretaria y portavoz del PSOE en Castilla-La Mancha, Cristina Maestre, ha advertido al PP de que, en base a un estudio que han realizado los servicios jurídicos de su partido, hasta un total de 50 denuncias que interpusieron los 'populares' contra dirigentes socialistas durante la pasada legislatura fueron desestimadas, archivadas o retiradas al entender que no iban a prosperar.

Por ello Maestre, que ha advertido también de que muchas de las denuncias anunciadas por el PP "no han prosperado y se han quedado en un titular de prensa", se ha mostrado a favor de que "el uso de querellas falsas tenga un coste económico, jurídico y político", pues considera que "habría que inhabilitar a los dirigentes políticos que actúen de esa manera para tapar sus escándalos".

En rueda de prensa, después de que el PP anunciara una denuncia contra el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, que este mismo lunes sugirió que la presunta "mordida" que el PP regional recibió de la empresa Sufi por la adjudicación del contrato de basuras en Toledo en el año 2007 fue "superior a los 200.000 euros", Maestre ha defendido que "por muchas amenazas al PSOE y a Page, los 'populares' no pueden tapar la realidad de que en el PP están hasta las cejas de corrupción".

La portavoz de los socialistas castellano-manchegos ha asegurado que "se está poniendo cerco a Cospedal" con el caso Bárcenas, que es "la punta del iceberg de un caso de corrupción sistémica en el PP". "Pero el PSOE no ordena destruir ordenadores a martillazos, como hizo Cospedal, y nunca ha tenido un caso tan bochornoso como el de Valencia".

"En lugar de defenderse atacando al de enfrente que se pongan a limpiar su partido de ovejas negras y dejen de amenazar", ha insistido Maestre, que ha lamentado que los 'populares', a pesar de que su líder "ha cruzado el Tajo, sigan usando el más puro estilo Cospedal, que trabaja con amenazas directas a quien no piensa como ella y cuando se siente acorralada o con un espejo delante recurre a tribunales interponiendo falsas denuncias".

Tras citar algunos de los casos más mediáticos en los que la justicia ha demostrado que las acusaciones del PP eran "falsas", como el del exalcalde de Azuqueca de Henares, Pablo Bellido, o el del portavoz socialista en el Ayuntamiento de Talavera de la Reina, José Gutiérrez, ha lamentado el "acoso y derribo" que han tenido que sufrir muchos compañeros de filas a los que esas "denuncias falsas les han hecho mucho daño".

Dicho esto, ha lamentado que sean los ciudadanos los que al final terminan costeando la estrategia del PP de judicializar la vida política, añadiendo que el "abuso de la justicia no puede salir gratis".

Consulta aquí más noticias de Toledo.