La costa cantábrica ha vivido una nueva madrugada de temporal de fuertes rachas de viento y olas en la costa de más de seis metros de altura que, en San Sebastián han provocado la anegación de varios locales costeros, y mantiene la alerta roja por fenómenos costeros.

La borrasca atlántica mantiene la alerta roja en la costa cantábrica oriental, sobre todo en el País Vasco, donde los efectivos de emergencias han pasado la noche en vela achicando agua de los locales comerciales más cercanos a la costa de San Sebastián, donde tuvieron que cerrarse al tráfico varias calles y la Policía desplegó a sus agentes para prohibir el paso a la playa. En concreto, las olas causaron la rotura de mobiliario urbano, daños en La Perla, La Rotonda y en los puentes sobre el Urumea.

Cantabria tiene este martes alerta roja (riesgo extremo) por mar combinada del noroeste con olas de hasta 11 metros y alerta amarilla (riesgo) por rachas máximas de 80 kilómetros por hora, que ocasionalmente alcanzarán los 110 kilómetros en los cabos.

Cuarenta provincias de quince comunidades están en alerta roja alerta roja, naranja o amarilla por nieve, viento o fuerte oleaje El País Vasco mantiene el aviso rojo en las provincias de Vizcaya y Guipúzcoa por mar combinada del noroeste con olas de 11 metros y alerta amarilla en Álava por rachas de viento de 80 kilómetros por hora en la cuenca del Nervión y en la llanada alavesa.

Galicia sigue con alerta naranja en las provincias de A Coruña, Lugo y Pontevedra por viento del suroeste con mar combinada del oeste o noroeste y olas de 7 a 8 metros disminuyendo a 6 metros; Ourense sigue con alerta amarilla por fuertes vientos y en Pontevedra está activada la alerta amarilla por lluvias que dejarán 45 litros por metro cuadrado en 12 horas.

Asturias tiene aviso naranja por fenómenos costeros adversos con viento del oeste y mar combinada del noroeste con oleaje de 6 a 8 metros disminuyendo lentamente, a lo largo del día.

En Navia, Asturias, un golpe de mar arrastró este lunes a un niño de veinte meses cuando se encontraba con su padre y su abuelo en la playa de Frejulfe, en el concejo de Navia. Emergencias y el Servicio Marítimo retomarán este martes las labores de búsqueda del menor, con el mar todavía embrabecido.

El oleaje ha alcanzado cotas de 11.95 metros en Estaca de Bares y una cota similar en el interior del mar frente a la costa de Santander.

Cuarenta provincias de quince comunidades están en alerta roja, naranja o amarilla por nieve, viento o fuerte oleaje que en el litoral del Cantábrico alcanzará los 11 metros de altura, informa la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en su página web.

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.