Los nietos de los Reyes se embarcaron juntos en un paseo por el mar balear a bordo del yate Somni, junto con algunos de sus padres y la Reina.

Doña Sofía se muestra encantada entre toda la prole, y parece que siente predilección por su ahijada Leonor, que en estas vacaciones de la Familia Real en la isla de Mallorca la protagonista indiscutible para los fotógrafos.

En esta ocasión lució un vestidito rojo a juego con la ropa de su madre, la Princesa de Asturias. En esta ocasión, su hermanita Sofía no pudo acompañarles.

Los hijos de los Duques de Palma fueron los que más se asomaron a la popa de la embarcación. Dentro, la Princesa de Asturias y la Reina se guarecían del sol.

Y mientras los pequeños disfrutaban del mar, el Rey, el Príncipe Felipe y las Infantas Elena y Cristina participaban activamente en la competición marítima, en la Copa del Rey de Vela.