El Consejo de Enfermería de la Comunitat Valenciana (Cecova) y el Colegio Oficial de Enfermeros de Castellón han impugnado ante los tribunales del Real Decreto 954/2015 de Dispensación de Medicamentos y productos sanitarios, más conocido como el decreto de prescripción enfermera recientemente aprobado.

Así lo ha indicado el presidente de la institución colegial provincial, Francisco Pareja, que ha señalado que el Colegio de Enfermeros de Castellón está, además, trabajando en colaboración con la Universitat Jaume I en los informes técnicos necesarios para dotar a los enfermeros de la provincia de "los mecanismos para seguir dispensando o tratando a sus pacientes con normalidad, sin exponerse por ello a una sanción penal por hacer su trabajo", según ha informado el colegio profesional en un comunicado.

Pareja ha sido igualmente crítico con la Mesa de la Enfermería y con el Ministerio de Sanidad, a los que ha acusado de negociar un decreto que "perjudica claramente los intereses de todos los profesionales de la Enfermería".

A su juicio, es "injusto" que los enfermeros "tengan que realizar un curso de formación de 180 horas para recetar los medicamentos que cualquier ciudadano se puede comprar en la farmacia sin conocimiento alguno de farmacología".

"Es lo mismo que decir que la formación universitaria que hemos recibido no nos capacita al mismo nivel que médicos, odontólogos o podólogos para dispensar medicamentos en el ámbito de nuestra competencia profesional, lo cual es evidentemente falso", ha explicado Pareja.

El presidente del Colegio ha señalado que la institución colegial "no dudará en tomar las medidas legales necesarias contra toda aquella autoridad sanitaria que obligue o coaccione a los enfermeros, de forma individual o colectiva, a incumplir la ley en tanto no se encuentre una solución legal a este problema".

En cualquier caso, Francisco Pareja ha subrayado que "en ningún caso los enfermeros dejarán de dispensar medicamentos, vacunar o hacer curas". Así, ha dicho que la única diferencia respecto a la situación previa a la aprobación del decreto de prescripción enfermera es que "ahora deberán hacerlo debidamente respaldados por una norma legal que garantice que no están actuando contra la ley".

Por ello, ha asegurado, "ya hemos reclamado a la Conselleria de Sanidad que elabora un decreto en este sentido y en unos días dispondremos de los informes técnicos de nuestros servicios jurídicos y la UJI para poder aconsejar a nuestros colegiados cómo deben actuar para no exponerse a una sanción legal".

En breve el Colegio Oficial dispondrá de la documentación necesaria para elaborar los protocolos de actuación necesarios "para defender los intereses profesionales de sus colegiados en materia de prescripción de medicamentos".

Consulta aquí más noticias de Castellón.