Placa conmemorativa a los ocho fusilados
Placa conmemorativa a los ocho fusilados carmelitas en la Guerra Civil. EP

La placa en reconocimiento y homenaje a ocho beatos carmelitas fusilados en la Guerra Civil, en el cementerio parroquial de Carabanchel Bajo, ha sido repuesta este miércoles, sobre las 9.45 horas, por el Ayuntamiento de Madrid.

Según han señalado fuentes cercanas a la parroquia, esta placa ha sido repuesta por las mismas personas que la habían retirado en su momento y que justificaron su trabajo en una petición por parte del Consistorio.

La placa vuelve a estar en su sitio la mañana siguiente de la reunión del equipo jurídico del Consistorio que tuvo lugar en la tarde del martes, donde se determinó que la retirada de la misma, en el marco de la aplicación de la Ley de Memoria Histórica, había sido un error. La equivocación tuvo lugar en la transmisión de la información técnica sobre este asunto.

El Arzobispado de Madrid señalaba este martes que esperaba que lo ocurrido fuera una "confusión", pues supondría una "inadecuada aplicación de la Ley de Memoria Histórica, dada la exclusiva condición de víctimas de los carmelitas, pacíficos testigos de la reconciliación a la que todos debemos contribuir".

Por su parte, el Grupo Municipal Popular suspendió "provisionalmente" esta mañana la denuncia que tenía pensado interponer contra la alcadesa de Madrid, Manuela Carmena, y la concejal de Cultura, Celia Meyer, por un delito de presunta prevaricación tras quitar "de forma intencionada y a sabiendas de su injusticia" varios monumentos ubicados en la capital ajenos al franquismo y que, a su juicio, "no vulneran" la Ley de Memoria Histórica.

Consulta aquí más noticias de Madrid.