Cheney admite que hubo "un poco de caza de brujas" en el despido de fiscales el año pasado en EEUU

En una entrevista concedida a CNN, el vicepresidente de EEUU también concluyó que en septiembre se sonocerán resultads sobre la estrategia llevada a cabo e Irak, que en su opinión, "está dando buenos resultados".
Cheney, en CNN.
Cheney, en CNN.

El vicepresidente de Estados Unidos, Dick Cheney, aseguró en relación al caso del despido de ocho fiscales federales estadounidenses en diciembre de 2006, que ha habido un "poco de caza de brujas" por parte del Congreso en relación a este asunto.

En una entrevista concedida al espacio vespertino que presenta en la cadena estadounidense de televisión CNN el periodista Larry King, cuyo contenido fue difundido por la Casa Blanca antes de su emisión, Cheney indicó que desde el Capitolio "se busca hasta debajo de las piedras" para encontrar algo en relación al asunto.

Desde que estallara el escándalo a finales del año pasado, los demócratas han sostenido que el cese de los fiscales estuvo políticamente motivado.

El vicepresidente agregó que hasta el momento "no ha surgido nada que indique que se "haya obrado mal".

A su vez, en relación al propio secretario de Justicia de Estados Unidos, Alberto Gonzales, señaló que se trata de "un buen hombre, un buen amigo con una tarea difícil".

Cheney explicó que no quería entrar en detalles sobre las aparentemente declaraciones contradictorias que ha ofrecido Gonzales en sus distintos testimonios ante el Congreso y "las preguntas que se le hicieron".

"Conozco la faceta personal y profesional de Alberto y le tengo una gran estima", agregó.

Tanto el Departamento de Justicia como el Congreso estadounidense investigan el asunto.

En septiembre, resultados sobre Irak

El vicepresidente de EE.UU., Dick Cheney, adelantó que en septiembre se conocerán los avances registrados en Irak, a través del comandante de las tropas estadounidenses en el país árabe, el general David Petraeus.

Petraeus tendrá que rendir cuentas en septiembre en torno a la estrategia puesta en marcha sobre el terreno al presidente, George W. Bush, y al Congreso, donde presentará un informe que demostrará que se han hecho "progresos significativos", dijo Cheney.

Lo que hay que valorar es si la estrategia implementada en Irak el pasado mes de enero, cuando el presidente anunció un incremento de tropas para su puesta en marcha, va a producir o no los resultados esperados, según Cheney, quien insistió en que él cree que sí.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento