Francia se ha despertado este martes bloqueada y sumida en el caos, con motivo de las huelgas que llevan a cabo los controladores aéreos y la de los taxistas, en las grandes ciudades francesas, al que ha llevado a provocar un caos en el transporte francés.

Las compañías aéreas tuvieron que reducir este martes en un 20% su programa de vuelos en Francia a causa de las protestas de los controladores, algo que ha llevado a provocar anulaciones en las conexiones interiores y con otras ciudades europeas, afectando a ciudades como Barcelona (Aeropuerto de Barcelona-El Prat).

Barcelona registra retrasos en El PratDicha problemática se ha potenciado a consecuencia la huelga de taxis franceses, que protestan contra la competencia que consideran desleal de otros servicios como los llamados coches con chófer (VTC). Todo ello ha provocado bloqueos y perturbaciones en algunos puntos de acceso clave a las ciudades del país.

Desde primera hora de la mañana se produjeron incidentes entre los taxistas que interrumpían la circulación y otros vehículos, como en París y en sus alrededores.  Uno de los centros de la protesta en la capital fue la Puerta Maillot junto al Palacio de Congresos.

A los huelguistas franceses se habían sumado allí taxistas de otros países, como Bélgica, Suiza, España, Italia y el Reino Unido que manifestaron así su respaldo a sus reivindicaciones, en particular contra los VTC.

En los alrededores de los dos aeropuertos de París, Orly al sur y Charles de Gaulle, la situación ha sido especialmente complicada ya que los manifestantes también cerraron con sus vehículos muchos accesos, lo que suscitó fricciones con otros coches y con las fuerzas del orden.