Palacio de la Asamblea de Melilla
Palacio de la Asamblea, situado en la Plaza de España de Melilla. EFE

El seísmo de magnitud 6.3 en la escala de Ritcher registrado este lunes, con epicentro en el Mar de Alborán, ha afectado también al normal funcionamiento de la Administración local de Melilla, debido a los daños que se han producido en el Palacio de la Asamblea.

Fuentes de la Ciudad Autónoma han informado de la aparición de grietas en el interior del edificio y las dos torretas que coronan la parte central de su fachada, que están siendo evaluadas por técnicos.

Los empleados públicos y los miembros del Gobierno local que tienen sus dependencias en el Palacio de la Asamblea no han podido acceder al edificio, lo que ha afectado al funcionamiento de buena parte de la Administración melillense, han informado las mismas fuentes.

Tampoco han podido acceder los grupos parlamentarios de la Asamblea, Cámara que tiene su sede en este edificio.

El Palacio de la Asamblea, construido en 1948, es uno de los edificios emblemáticos del Modernismo melillense, obra del arquitecto Enrique Nieto, discípulo de Antonio Gaudí.