Ricky Gervais
El comediante británico Ricky Gervais presenta la 69 entrega de los Premios Globos de Oro en Los Ángeles. HFPA

Con champán gratis y bromas punzantes que aún no fueron hechas pero que ya tienen disculpas, los premios Globos de Oro del próximo domingo prometen una noche tumultuosa con los rostros más reconocidos de Hollywood inmersos en una carrera por los galardones sin favoritos claros.

Los premios, elegidos por los votantes de la Asociación de la Prensa Extranjera en Hollywood, con frecuencia ofrecen un adelanto bastante preciso del mayor galardón de la industria cinematográfica, el Oscar.

El mordaz comediante británico Ricky Gervais volverá al rol de anfitrión reemplazando a Tina Fey y Amy Poehler, que habían presentado la ceremonia en los últimos tres años. Gervais ya publicó una disculpa previa en Twitter para quienes se sientan ofendidos por sus bromas. "Porque puedo ver el futuro, me gustaría disculparme ahora por las cosas que dije en los Globos de Oro de la semana próxima", tuiteó Gervais días atrás, agregando con humor que estaba "borracho".

Las nominaciones para los Globos de Oro han sido variadas, por lo que no hay claros favoritos. "Los Globos de este año son una batalla campal", ha señalado Tom O'Neil, fundador de la página sobre premios 'GoldDerby.com'.

Spotlight, sobre la investigación del diario The Boston Globe del abuso sexual cometido por sacerdotes de la Iglesia Católica, es el principal favorito para la categoría de mejor drama, mientras que la película sobre operaciones en Wall Street relacionadas con la burbuja inmobiliaria The Big Short podría ganar como mejor comedia.

En cuanto a intérpretes, este año los críticos han mostrado su preferencia por Leonardo DiCaprio en la carrera de mejor actor por su papel de un aventurero abandonado en tierras inexploradas en el drama del cineasta mexicano Alejandro González Iñárritu El renacido.

DiCaprio tiene una dura competencia en la categoría en la que figuran el último ganador del Oscar Eddie Redmayne, por La chica danesa, Will Smith por Concussion, Michael Fassbender por la película biográfica Steve Jobs y Bryan Cranston, de la popular serie Breaking Bad, por Trumbo.

En la categoría de mejor actriz dramática, Cate Blanchett, nominada por Carol, competirá con su coprotagonista Rooney Mara, con Saoirse Ronan por Brooklyn, con Brie Larson por Room y Alicia Vikander por La chica danesa.

Gervais presentará la ceremonia por cuarta vez. En el pasado, se mofó de todos, desde Charlie Sheen y Robert Downey Jr. hasta Kim Kardashian. Los potenciales blancos del domingo incluyen al actor Mel Gibson, que presentará un premio, y las denuncias de abusos sexuales contra el comediante Bill Cosby.