El consejo ciudadano de Podemos en Alcalá de Guadaíra (Sevilla) tiene fijada una reunión para el domingo, con un orden del día en el que figuraría un "seguimiento" del grupo municipal de Alcalá Puede, donde dos de sus cuatro concejales, en concreto Jésica Garrote y Sheila Carvajal, se han escindido de la formación morada y han comenzado a apoyar al Gobierno municipal del socialista Antonio Gutiérrez Limones, marcando una clara "divergencia" respecto a los dos ediles que permanecen alineados con Podemos.

José Luis Caño, secretario general de Podemos en Alcalá de Guadaíra, ha reconocido a Europa Press la "divergencia" que sufre el grupo de concejales de Alcalá Puede, avalado por Podemos, a cuenta del comportamiento de las concejales Jésica Garrote y Sheila Carvajal, quienes recientemente se desvinculaban de Podemos pero no del grupo municipal de Alcalá Puede, tras lo cual han comenzado a votar a favor de propuestas del PSOE sujetas a una intensa controversia política.

Caño ha explicado que estas concejales "no aceptan el código ético de Podemos y públicamente han expuesto su renuncia" a la formación morada, si bien ambas conservan sus actas de edil, permanecen bajo las siglas de Alcalá Puede y han apoyado en el pleno diferentes medidas promovidas por el Gobierno municipal socialista, que gobierna en solitario y en clara minoría. Las votaciones en los plenos, según reconoce José Luis Caño, ponen de relieve "la divergencia" que sufre el grupo de concejales de Alcalá Puede.

El domingo, de cualquier manera, el consejo ciudadano de Podemos en Alcalá de Guadaíra realizará un "seguimiento" del grupo de concejales de Alcalá Puede, tanto de los concejales alineados con Podemos como de las ediles escindidas del partido, "como fuerza que avala" Podemos, analizando "si la situación es acorde con el aval" de la formación morada, que hasta el momento "sigue respaldando" a Alcalá Puede.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.