Un anciano yemení que se había casado con tres mujeres, de las que tuvo cinco hijos y 80 nietos, ha fallecido a los 140 años de edad en una localidad del suroeste de Yemen, ha informado la página web del diario Al Mutamar (en árabe).

Abdel Wali Numan, conocido como "El Historiador" entre los habitantes de su pueblo Bani Jaulan, en la provincia Taez, falleció anoche y su cadáver será enterrado hoy en esa localidad, a unos 240 kilómetros de la capital, Saná.

Nació en 1865, según un antiguo documento que conserva su familia

Nacido en 1865 en Bani Jaulan, según un antiguo documento que conserva su familia, estaba acostumbrado a andar entre uno y dos kilómetros cada día y a comer miel y carne, mientras que su bebida preferida era leche de camello, según su sobrino, Mohamad al Sufiani.

Durante las pasadas décadas, muchos habitantes de Bani Jaulan se reunían en casa de Numan para que les contase historias sobre la vida de los yemeníes
bajo la ocupación turca, principios del siglo pasado, y el posterior régimen monárquico, derrocado por la revolución yemení de 1962.

Al Mutamar, medio afín al partido gobernate, Congreso General el Pueblo (CGP), y que también se edita en Irak, señala que Numan pasó la mayor parte de su vida actuando como mediador para solucionar disputadas por tierras de cultivo entre las distintas tribus de Tauz.