La alcaldesa de Córdoba, Isabel Ambrosio, ha afirmado este jueves que la modificación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) ya aprobada por la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) y que afectará a las actividades industriales presentes en la zona de Chinales Este, donde se encuentra la cementera Cosmos, será "un proceso largo", que "hoy por hoy no tiene una sola solución" y que estará marcado por el "diálogo" entre todas las partes, en este caso los vecinos que no quieren la factoría en el casco urbano, la empresa y el propio Consistorio.

Para ello, según ha precisado Isabel Ambrosio en rueda de prensa, a las alegaciones que se podrán presentar a la modificación del PGOU aprobada inicialmente, se añadirá "un plus de participación", mediante la creación de "una mesa de diálogo" sobre Cosmos y su actividad en la ciudad, lo cual se hará de forma paralela a la tramitación de la modificación del PGOU, que conlleva no permitir la valorización energética (incineración de residuos como fuente de energía) en los procesos productivos de las industrias presentes en dicha zona.

A este respecto, la alcaldesa ha aclarado que lo que supone esta modificación de los usos del suelo permitidos en Chinales Este es que no se podrá ampliar la actividad industrial ya existente en la zona, "pero no se paraliza nada" de lo ya presente, mientras que, "en paralelo", según aprobó también la GMU, se llevará a cabo un estudio, a lo largo de un año, mediante el que se determinará "dónde (del término municipal) se podrían realizar este tipo de actividades", es decir, dónde se permitirá la valorización energética como parte de la actividad industrial.

A todo ello se ha llegado, según ha recordado Isabel Ambrosio, porque el gobierno municipal de PSOE e IU están cumpliendo el compromiso electoral que adquirieron ambas formaciones, como el resto de partidos presentes en el Ayuntamiento, en cuanto a evitar la valorización energética en Cosmos en su actual ubicación, señalando la alcaldesa que el gobierno municipal también mantiene firme su "apuesta por el empleo", en este caso relacionado con la continuidad de Cosmos, lo que requerirá el citado diálogo, para así atender igualmente a la referida demanda vecinal sobre el traslado de la cementera y encontrar "una solución conjunta".

EMACSA

Por otro lado, Isabel Ambrosio ha calificado de "histórica" el acuerdo adoptado por el consejo de administración de la Empresa Municipal de Aguas de Córdoba (Emacsa) al aprobar el acceso al mínimo vital en el suministro de agua potable, para personas en riesgo de exclusión social, señalando que esto "no es caridad", pues no se pagan las facturas de quien no puede abonarlas, sino que se crea el "derecho" de acceso a un suministro básico.

Lo aprobado, según ha recordado la también presidenta de Emacsa, es una modificación en sus tarifas, lo que permitirá garantizar a las familias que reúnan los requisitos exigidos un suministro de hasta tres metros cúbicos al mes por cada miembro de la unidad familiar, habiendo previsto la empresa pública que ello le supondrá en 2016 un coste "de en torno a los 340.000 euros".

Consulta aquí más noticias de Córdoba.