El Ayuntamiento de Málaga ha adjudicado a la empresa Floragreen la ejecución del proyecto de reforestación de los parques periurbanos de Málaga con una inversión total de 119.999 euros. Concretamente, se ha contratado por un importe de 65.159 euros, con una baja de 54.839 euros respecto al presupuesto de licitación, que se destinará a la ejecución de más unidades de obra.

Está previsto que se realice a lo largo de 2016, con un plazo de cuatro meses. Los técnicos del servicio de Parques y Jardines están valorando la fecha de inicio de plantación, ya que las altas temperaturas actuales provocarían numerosas mermas.

Por ello, tal y como ha informado el Ayuntamiento en un comunicado, se llevará a cabo en el momento en que determinen que se dan las condiciones climatológicas necesarias e idóneas para que los plantones puedan beneficiarse del mayor periodo posible de lluvias.

Las zonas en las que se va a proceder a la reforestación pertenecen a los distritos Centro, Este, Ciudad Jardín, Palma-Palmilla, Churriana y Puerto de la Torre.

En total, la actuación se va a desarrollar en 10 parques periurbanos: Monte Victoria, Monte San Antón, Monte La Pelusa, Monte Coronado, las zonas forestales de Churriana y los parques forestales Lagarillo Blanco, Ciudad de Málaga, Virreinas, La Concepción y El Cañaveral.

El objetivo principal de esta actuación, recogida en el acuerdo de investidura suscrito entre los grupos municipales del PP y de Ciudadanos, es la creación de una cubierta arbórea en las zonas de actuación, destinada a acelerar la evolución natural de la vegetación hacia el clímax y diversificar la estructura de la vegetación. Esto repercutirá en la mejora de varios aspectos de las zonas forestales en las que se va a intervenir.

Así, mientras que por un lado se logrará un avance en la calidad paisajística de estos entornos periurbanos, también se conseguirá la disminución de los procesos erosivos, la creación de una diversidad ecológica, el aumento de los distintos hábitats para la fauna y la mejora del ciclo hidrológico.

Todo ello, avances cuyos efectos positivos se notarán sobre todo a medio y largo plazo, no sólo para los propios parques periurbanos de Málaga, sino también el desarrollo de su sostenibilidad ambiental.

Las plantaciones se realizarán utilizando pino piñonero, algarrobo, encina y acebuche, especies adaptadas al entorno geográfico en el que se van a ubicar. Para su ejecución se abrirán hoyos de 40 centímetros en los que se depositarán los plantones con una distancia de hasta 500 metros.

Consulta aquí más noticias de Málaga.