Los votos del PP y del PSOE han servido para que el Pleno del Ayuntamiento de Talavera de la Reina sacará adelante una modificación de crédito por valor de 1,7 millones de euros, para que el Consistorio pueda poner en marcha el Plan Extraordinario de Empleo 2015-2016. Los ediles de Ganemos y Ciudadanos se han abstenido en esta votación.

Según ha informado en nota de prensa el Consistorio, la portavoz del Grupo Municipal Popular, María Rodríguez, ha destacado que al Ayuntamiento y a los talaveranos les va a suponer un "gran esfuerzo" participar en este Plan de Empleo, ya que el Consistorio debe abonar el 60 por ciento del coste del mismo, que asciende a 3,4 millones de euros. Una cifra, superior a los 2,4 millones de euros que pagarán entre la Junta y la Diputación.

No obstante, dejó claro que el Ayuntamiento puede hacer frente a este crédito debido al remanente de tesorería conseguido "por la buena gestión de este equipo de Gobierno a lo largo del año", al tiempo que ha lamentado estar aún a la espera de que el Gobierno regional responda si está dispuesto a costear el cien por cien de este plan de empleo y asumir la parte del Ayuntamiento.

De su lado, el portavoz del Grupo Socialista, José Gutiérrez, se ha mostrado contento de que "al final, y después de la bronca política, haya imperado el sentido común a la hora de solicitar el Plan de Empleo para Talavera".

Gutiérrez ha afirmado que, aunque se podía haber llegado más allá, "habida cuenta del alto número de desempleados de la ciudad", es indudable que el hecho de que haya más gente trabajando supondrá una inyección económica para la ciudad, porque "estar personas comprarán y consumirán en Talavera, dando un respiro al comercio y a muchos negocios que están asfixiados", ha informado en nota de prensa el PSOE.

Otras mociones

En el pleno de este jueves se ha aprobado por unanimidad la moción conjunta sobre la transparencia de los grupos municipales, en virtud de la que se comprometen a establecer para el próximo año, unos indicadores y criterios para el gasto de sus asignaciones económicas, así como un mecanismo de control y fiscalización por parte del interventor del Pleno de dicho gasto, "en aras de cumplir con el artículo 73 de la ley de bases de régimen local y mejorar la transparencia".

Los ediles también han aprobado de forma inicial, por unanimidad, el Consejo Vecinal y de Participación Ciudadana y los estatutos reguladores.

También se ha dado luz verde de forma definitiva por unanimidad al reglamento de la Escuela Municipal de Música tras la resolución de alegaciones.

La moción del grupo Ganemos para la paralización del derribo del edificio ILTA fue rechazada con los votos del Grupo Popular, la abstención del PSOE y el apoyo de Ganemos y Ciudadanos.

Consulta aquí más noticias de Toledo.