El monte Urgull de San Sebastián permanecerá cerrado el lunes, día de Santo Tomás, "como medida de seguridad", según ha informado el Consistorio donostiarra.

En un comunicado, el Ayuntamiento ha indicado que se trata de "una medida preventiva ante la afluencia masiva prevista este día". Los responsables municipales han adoptado esta decisión tras recopilar información de años anteriores y recabar la opinión de la Policía municipal, así como del departamento de Protección Civil.

Desde el Consistorio han explicado que "la particular orografía del monte Urgull hace que la permanencia durante un número elevado de horas de muchas personas incremente los niveles de riesgo de accidentes" y ha recordado que en esta zona muchos jóvenes "acuden a hacer botellón" en Santo Tomás, "lo que incrementa el posible peligro relacionado con la seguridad de las personas".

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.