Castilla y León recibe este miércoles 12.847.834,27 euros a través del Fondo de Facilidad Financiera, que se destinarán a cubrir pagos pendientes a proveedores de servicios públicos esenciales, de tal modo que en total, en la Comunidad se abonarán 598 facturas.

En el conjunto del país, las comunidades autónomas reciben 7.043 millones de euros para el pago a proveedores, concretamente para el abono de 649.696 facturas correspondientes a contratos de suministros y servicios, si bien cabe destacar los pagos para la atención de conciertos sanitarios, con 1.004,70 millones de euros, a farmacias, por importe de 666,43 millones de euros, y a conciertos en servicios sociales y subvenciones en materia de dependencia por cuantía de 248,32 millones de euros.

A lo largo de 2015 y hasta el mes de noviembre, se habían atendido directamente facturas de proveedores de las comunidades, a través de los compartimentos de los fondos de Liquidez Aautonómica y Facilidad Financiera, por importe de 8.466,96 millones de euros, de los cuales a Castilla y León correspondieron 775 millones de euros.

El destino de esas facturas, en más de un 88 por ciento, ha sido la financiación de gastos de sanidad, educación y servicios sociales. En el caso concreto de Castilla y León, ha permitido, según el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, el ahorro en intereses de 85,24 millones de euros.

Durante el presente ejercicio, hasta el día de hoy se ha puesto a disposición de las comunidades autónomas un total de 37.193,25 millones de euros a través de los compartimentos Fondo de Liquidez Autonómico y Facilidad Financiera del Fondo de Financiación a Comunidades Autónomas.

Toda la financiación a través de los mecanismos extraordinarios de liquidez se ha concedido a tipo de interés cero, lo que ha permitido un ahorro total en las comunidades autónomas de 3.542,59 millones. En Andalucía ese ahorro en intereses ha alcanzado los 589,79 millones.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.