El diputado y tercero en la lista al Congreso por el PP en Las Palmas, Guillermo Mariscal, ha advertido a los ciudadanos frente a aquellos que venden "crecepelo" político con soluciones "a todo" y que funcionan "mañana".

Mariscal dijo entender que mucha gente instalada en la "desesperación" diga "venga, pues lo compro", pero insistió en que tras las decisiones más duras es ahora, en los dos últimos años, cuando se está produciendo un "aumento del bienestar de las personas".

"Lento —reconoció—, pero no se conoce un ejemplo en la historia de la humanidad en que el aumento del comercio y de la economía no supongan un aumento del bienestar de las personas. Ahora bien, ésto es lento. Hasta 2013 no se frenó la caída y ahora estamos en recuperación".

El diputado popular, en declaraciones a Europa Press, comparó la España de 2011 con "un tren a 270 kilómetros por hora, cuesta abajo" y explicó que, por eso, "no se pudo frenar de golpe" la crisis.

Corrupción versus ejemplaridad

Mariscal lamentó los casos de corrupción que han afectado al partido y se mostró partidario de la "ejemplaridad pública". "Si no te gusta, ésto de la política es opcional. Tu comportamiento en lo público y en lo privado tiene que ser ejemplar", argumentó.

Además de la corrupción, el diputado identifica otro "defecto" de su partido durante estos años: "Hemos ido por detrás de la sociedad. Hemos gobernado para la gente y no con la gente. No se han sentido incluidas. No hemos sido capaces de adelantar a la sociedad para liderarla en determinados temas, sino que hemos ido corriendo detrás de ella. Eso es lo que queremos cambiar".

Mariscal defendió que "la política es social", que "primero están los más débiles" y que para lograr objetivos reales hay que hacerlo "trabajando en equipo" y aunando "todas las instituciones posibles". A su partido, para concluir, pidió visión "amplia", proyectar "imagen de equipo y compromiso compartido", "trabajar en equipo y aunar proyectos".

Escuela y no "lugar de adoctrinamiento"

A su vez, aprovechó para recordar que es "en casa" donde "se educa" mientras "en el colegio se instruye", pero "no se adoctrina". "Fundar una escuela basada en principios ideológicos es romper el proceso educativo", incidió.

El popular, quien recordó que hasta ahora "sólo ha habido leyes educativas de un partido: el PSOE", lamentó la oposición a una ley educativa del PP que comienza este curso. "¿Algo habrá que cambiar, no?, ¿por qué sólo en comunidades autónomas gobernadas por el PP hay escuelas públicas bilingües? Madrid, Baleares y Navarra. Por algo será", concluyó.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.