La Federación de Transporte de Mercancías por Carretera de Castilla y León (Fetracal) ha mostrado hoy su malestar ante el hecho de que los cuatro partidos con mayor porcentaje de intención de voto en la Comunidad (PP, PSOE, Ciudadanos y Podemos) no prometan prácticamente nada en lo que al transporte de mercancías por carretera se refiere.

Así, el Partido Popular, a juicio del colectivo, no recoge nada concreto sobre el transporte de mercancías por carretera, aunque incluye algunas medidas relativas a los emprendedores, los trabajadores autónomos, o en materia de reforma fiscal o de inversión en infraestructuras, que afectarían a los transportistas de Castilla y León. La única aportación en materia de transporte se la apunta, una vez más el ferrocarril, ya que hablan de "impulsar el transporte ferroviario de mercancías".

El PSOE también aboga por potenciar las conexiones multimodales, sobre todo entre los ferrocarriles y los puertos, así como primar el mantenimiento de las infraestructuras existentes sobre las de nueva construcción.

Ciudadanos tampoco tiene en su programa un apartado especial dedicado al transporte, aunque sí hacen referencia a temas que están muy relacionados con los transportistas de mercancías por carretera, como las infraestructuras, marcándose como prioridades "la interconexión ferroviaria y por carretera con los mercados europeos a través de Francia"; "impulsar el transporte intermodal mejorando la conexión entre los distintos modos de transporte" y cómo no, "potenciar el transporte ferroviario de mercancías".

Sobre Podemos, los profesionales del sector entienden que, a diferencia del resto de partidos, sí tiene un apartado especial dedicado al sector, proponiendo "aprovechar la flexibilidad y capilaridad que ofrece el transporte de mercancías por carretera, mediante la mejora de las redes viarias de las zonas rurales".

Y al igual que todos, Podemos quiere mejorar el papel del transporte de mercancías por ferrocarril, incrementando su cuota de mercado hasta alcanzar la media europea (2,59% en España frente al 11% en la UE).

En conclusión, Fetracal "comprueba, una vez más, con indignación cómo los políticos nacionales se olvidan de un sector estratégico para el funcionamiento de la actividad económica, que se desarrolla gracias a la capacidad que disponen los transportistas para trasladar mercancías, acercando a los consumidores los productos que necesita con eficiencia y regularidad".

El "hermano pobre"

En diferentes ocasiones, Fetracal ya ha denunciado sentirse el 'hermano pobre' de la economía española y, de forma concreta, de la de Castilla y León, ya que apenas se tiene en cuenta el sector del transporte por carretera.

No es casual la importancia de este sector, cuando el 85% de todo lo que se transporta se hace por carretera y en un camión. En términos de valor añadido bruto (VAB), la contribución del sector a la riqueza nacional se sitúa en el 2,73%, mientras que según la última encuesta de población activa (EPA), los trabajadores de este sector se elevan por encima de las 530.000 personas, lo que supone aproximadamente el 3% del total de empleados en España.

Por ello, Fetracal se adhiere a las propuestas realizadas desde la Confederación Española del Transporte de Mercancías (CETM), que ha enviado a todos los partidos políticos, entre las que se incluyen 25 reformas de carácter mercantil, fiscal, laboral, administrativo, sectorial, etc., que afectan a la actividad del transporte de mercancías por carretera en España con el fin de que su puesta en marcha valga para impulsar la recuperación de un sector que representa la columna vertebral de la sociedad, el comercio y la industria de nuestro país.

Entre las 25 medidas presentadas por la CETM se destacan las siguientes por su especial importancia para el sector del transporte de mercancías por carretera: aplicación de la cláusula de revisión del precio del gasóleo y el plazo de pago de las facturas obligatorio a 30 días, eliminando la posibilidad de pacto en contrario y estableciendo régimen sancionador, así como la armonización autonómica en la imposición sobre los carburantes y aplicación del gasóleo profesional en su totalidad.

El colectivo se muestra, además, contrario a que el Gobierno de España adelante decisión alguna que suponga un aumento de la fiscalidad, al tiempo que aboga por el mantenimiento de las Ayudas para el abandono de la actividad y al desarrollo de la Formación profesional, junto con la reducción de la cotización por accidentes de trabajo y enfermedades profesionales de los conductores profesionales.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.