Otro grupo radical de Mali reivindica el ataque al hotel de Bamako que causó 21 muertos

Militares rodean el Radisson Blu en Bamako el 20 de noviembre de 2015 tras lograr evacuar a 80 de las 170 personas tomadas como rehenes en medio de un tiroteo.
Militares rodean el Radisson Blu en Bamako el 20 de noviembre de 2015 tras lograr evacuar a 80 de las 170 personas tomadas como rehenes en medio de un tiroteo.
EFE

El grupo radical Frente de Liberación de Macina (FLM), dirigido por el yihadista Amadou Kouffa, también ha reivindicado el ataque del pasado viernes en un hotel de Bamako, la capital de Mali, en el que murieron 19 rehenes y dos asaltantes.

El FLM es el tercer grupo que se atribuye la autoría del ataque en el Radisson Blu. El viernes lo hicieron de forma conjunta el grupo terrorista Al Murabitún, dirigido por el argelino Mojtar Bel Mojtar, y Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI).

El asalto al establecimiento, concurrido por muchos extranjeros, se produjo cuando un grupo de yihadistas retuvieron durante varias horas a 170 rehenes antes de que fuesen liberados por las fuerzas malienses, apoyadas por efectivos internacionales.

El pasado agosto, el FLM reivindicó el ataque contra el hotel Byblos en Mopti, en el convulso norte de Mali, que se saldó entonces con siete muertos, dos de ellos terroristas.

El líder de este grupo es un predicador islamista, que nunca ocultó su voluntad de imponer la sharia (ley islámica) en el norte del país. El grupo cobró fuerza durante la ocupación yihadista de esa región en 2012 y Kouffa siempre ha tenido vínculos con bandas afines ideológicamente, como Ansar al Din o Monoteísmo y Yihad en África Occidental (MUYAO).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento