El director de Conservación del Patrimonio Municipal, Pablo Rosser, aseguró ayer que la Policía de disciplina urbana, dependiente de la concejalía de Urbanismo, intenta localizar desde hace más de un mes restos arqueológicos en un chalé de Vistahermosa, aún sin determinar, aunque  se sospecha de «posibles ilegalidades».

La existencia de estos restos, que algunos estudiosos atribuyen a un posible templo de la época prerromana, fue denunciada por un particular en el foro de Internet del Alicante Club de Fútbol el 3 de abril.

Desde entonces, según el responsable arqueológico, la Policía urbanística indaga su asentamiento que, según expone ahora uno de los denunciantes anónimos, se encontraría por la zona del lavacoches Elefante Azul, frente al antiguo edificio del Instituto Oftalmológico Alió y «en uno de los primeros chalés que se hicieron en Vistahermosa».
Para este internauta, al parecer, «el dueño del chalé quiere quedarse con todo el pastel y no compartirlo con la sociedad alicantina», algo «de lo que deben hacerse cargo las autoridades municipales».

Sin embargo, a pesar del interés de Patrimonio, desde la Concejalía de Urbanismo se afirmó ayer que la Policía urbana «no sabía nada de momento» y que no existía «aún ninguna denuncia por parte del arqueólogo»,  o sea, negaron la búsqueda.