La diputada socialista, Choni Ludeña ha presentado una moción en la Asamblea Regional en la que se interesa por la situación financiera de los institutos públicos de la Región de Murcia, que en su opinión es alarmante.

"La situación económica es tan catastrófica que no tienen dinero para el gasoil destinado a encender la calefacción y tampoco hay presupuesto para cosas tan básicas como folios o tinta para la impresora. Los alumnos de FP y bachillerato volverán a pasar frío este invierno", ha indicado.

Por ello, en su moción reclama al Gobierno regional la recuperación para el capítulo de gastos de funcionamiento de un presupuesto semejante al que había antes de llevar a cabo los ajustes, así como que se pague a los centros las cantidades presupuestadas en los plazos establecidos por la normativa.

Asimismo, solicita dotaciones complementarias que permitan invertir en la recuperación del deterioro acumulado, tanto en las instalaciones como en los recursos materiales y equipos, así como realizar nuevas inversiones, según han informado fuentes socialistas en un comunicado.

Ludeña explicó que la reducción económica de los Programas presupuestarios de la Consejería de Educación para gastos de funcionamiento de los Institutos experimentada en los últimos cursos está haciendo que muchos de ellos se encuentren en una situación crítica, como han manifestado públicamente desde ADES (Asociación de Directivos de Centros Públicos de Educación Secundaria de la Región de Murcia).

"La reducción sufrida en los últimos cursos, a la que se suman los impagos de 2011 y 2012 (40% en 2011 y 25% en 2012), además de no estar permitiendo nuevas inversiones está impidiendo el adecuado mantenimiento y renovación de instalaciones y equipos, cuya situación es, en algunos casos, extremadamente precaria", denunció.

Actualmente, los centros sólo han recibido el 60 por ciento de su dotación económica prevista para todo el año, dotación sensiblemente reducida en los últimos cursos hasta niveles de hace más de una década.

La diputada advirtió "que esta situación consolida el desfase producido en la gestión económica y, dada la incertidumbre de las fechas de abono, imposibilita una adecuada planificación educativa. A lo que hay que sumar el anuncio por parte de la Consejería de Educación y Universidades de no aumentar el presupuesto para el gasto corriente de los mismos".

Ludeña manifestó que "es imprescindible recuperar unos presupuestos adecuados a las necesidades de los centros, así como el cumplimiento de la normativa al respecto (70% en el primer semestre, 30% en el segundo). Este tema es especialmente grave para la Formación Profesional, en la que no hay ni dinero suficiente ni equipos adecuados para hacer frente a las necesidades formativas, incluso para ciclos de nueva implantación".

La diputada socialista agregó que "es inaplazable establecer un plan económico que permita a los centros recuperar las mínimas condiciones en sus instalaciones y dotaciones", incidió.

Consulta aquí más noticias de Murcia.