La rebaja en el tramo autonómico del impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF) beneficiará, según la Xunta, al 98,5% de los declarantes gallegos, a los que supondrá un ahorro de entre 249 y 380 euros.

Así lo han destacado el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, y el conselleiro de Facenda, Valeriano Martínez, en la rueda de prensa posterior al Consello extraordinario que este lunes ha aprobado el proyecto de los presupuestos de la comunidad para el año 2016.

En concreto, según han explicado ambos mandatarios, los declarantes que tengan como base 12.450 euros tendrán una nueva tarifa, fijada en 1.183 euros, de forma que la reducción del impuesto les redundará en unos 249 euros de ahorro.

Mientras, aquellos con una base en 17.707 euros pasarán a tener como tarifa los 1.800 euros, con lo que se ahorrarán 324 euros. Los que mayor ahorro conseguirán, de 380 euros, son los declarantes con la base en 20.200 euros.

UNOS 140

Millones menos para el erario

El Gobierno estima que esta disminución del IRPF tendrá un impacto en las cuentas de 60 millones, mientras que calcula en unos 70 millones las consecuencias de la exención de tributación de los primeros 400.000 euros de herencias de padres a hijos y de abuelos a nietos —o viceversa— o entre cónyuges.

Por su parte, el programa de impuestos cero en el rural supondrá que las arcas públicas ingresen en torno a unos 10 millones de euros menos, ya que ninguna transmisión de fincas en suelo rústico pagará impuesto de transmisiones patrimoniales, dejará de tributar la transmisión o ampliación de explotaciones agrarias y tampoco pagarán el impuesto de actos jurídicos o documentados las agrupaciones de fincas rústicas.

"Aproximadamente 140 millones de euros más a disposición de la ciudadanía", ha resumido el titular de Facenda, después de que Feijóo reivindicase la rebaja fiscal "más intensa que nunca se abordó en un único año" en la autonomía gallega.

Así, el titular del Gobierno gallego ha valorado que Galicia se ubicará entre las comunidades con el impuesto de la renta "más bajo para rentas bajas y medias".

En global, Núñez Feijóo ha situado a Galicia, "junto a Madrid", como una de las dos comunidades donde los ciudadanos pagarán "menos impuestos" con la aplicación de esta reforma.

El techo de gasto no se agota

El techo de gasto para 2016, aprobado en el Parlamento autonómico en agosto, se fijaba en 8.873 millones de euros, pero las cuentas de la comunidad para el año que viene no lo agotan, precisamente, debido a las decisiones adoptadas en materia fiscal.

Así, la previsión de que el erario ingrese unos 140 millones de euros menos el próximo ejercicio motiva que el proyecto suba en 364,8 millones, un 4,3%, con respecto al actual, y se sitúe en 8.804,4 millones, unos 69 millones por debajo del límite.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.