Los Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha) han calificado de "prematuras" las rebajas fiscales anunciadas en el Debate sobre el Estado de la Autonomía por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y han criticado los "cheques universales" para familias si estas ayudas se entregan sin tener en cuenta su nivel de renta.

En un comunicado, Gestha considera que 2016 "no es precisamente el año adecuado para este tipo de medidas", máxime debido a las dudas expresadas por la Comisión Europea en torno a que el plan presupuestario español logre alcanzar los objetivos de déficit y deuda. Al respecto, agregan que estas "dudas de Bruselas" se producen a falta de que el Gobierno informe a Bruselas de los presupuestos individualizados de las comunidades autónomas.

Asimismo, discrepan de que sea el momento adecuado para llevar a cabo una rebaja de la cuota autonómica del IRPF, sobre todo cuando aún no se ha registrado el impacto real de la rebaja fiscal estatal para 2015 y 2016. "Salvo que se trate de que la reducción se limite a acomodarse a los tramos y tipos de la tarifa estatal de 2016, en cuyo caso el impacto ya fue evaluado por el Gobierno central a finales de 2014", puntualizan.

Cheque bebé

Además, Gestha critica "los cheques universales para todas las familias cualquiera que sea su nivel de renta", en referencia a los 100 euros al mes para quienes tengan hijos a partir del 1 de enero, aunque la Xunta aún no ha aclarado los pormenores de esta medida, como a qué franjas de ingresos beneficiará y durante cuánto tiempo.

Gestha se refiere también a los "bonos guardería" para familias que no tengan plaza pública y los "bonos cuidador" en las localidades donde no exista guardería. A su juicio, "es preferible que el coste de esos tres cheques se utilice para aumentar el número de plazas en las escuelas infantiles".

Además, agrega que la aprobación de estos cheques obligaría a replantear la permanencia de la deducción por nacimiento o adopción de hijos hasta en tres ejercicios en la declaración de la renta y la deducción por cuidado de hijos menores, cuyo coste conjunto ascendió a 12,7 millones en 2013.

Finalmente, Gestha censura el "acta de defunción" del Impuesto de Sucesiones y Donaciones gallego, ya que argumenta que esta medida extiende a cónyuges y descendientes de cualquier edad el régimen "muy favorable" del que ahora gozan los descendientes menores de 25 años, "con reducciones de la base imponible de entre 600.000 euros y 1,5 millones, una tarifa a la mitad y bonificaciones de la cuota del impuesto del 99% o del 100%, según la edad y capital heredado".

CC.OO.

Ve clave electoral

Por su parte, el sindicato CC.OO. también emitió un comunicado en el que señala el "modo electoral" de Feijóo en el Debate sobre el estado de la autonomía y su secretario general, Xosé Manuel Sánchez Aguión, indica que los principales anuncio fueron rebajas fiscales e incentivos económicos a la natalidad que se sustentan en una recuperación "que no se corresponde en absoluto con la realidad".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.