El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, se ha declarado "absolutamente ajeno" al asunto que ha propiciado las críticas de varios dirigentes al ponerse en cuestión la investigación que la Guardia Civil está realizando por el ERE de la Faja Pirítica de Huelva en un escrito remitido al Juzgado de Instrucción 6 de Sevilla el 25 de septiembre, en el marco del ejercicio de la acusación particular en el caso de las irregularidades en los expedientes de regulación de empleo (ERE).

"No es verdad lo que se dice. Me remito a las declaraciones que ha dado el partido: es un asunto exclusivamente suyo, y absolutamente ajeno a esta Delegación y a este delegado", ha explicado Sanz en declaraciones a los periodistas en Sevilla con motivo de la presentación del Programa de Caminos Naturales de España.

Con ello, Sanz ha hecho alusión a las palabras del vicesecretario de Comunicación Social del PP andaluz, Toni Martín, que destacaba que el delegado, en su etapa como secretario general del partido en Andalucía, fue "impulsor" de la investigación del caso de los ERE, y que gracias a él se conoce "gran parte del fraude que se cometió durante estos años en Andalucía".

En reacción a este asunto, partidos como el PSOE-A, con su secretario de Organización, Juan Cornejo, a la cabeza, ha considerado que Sanz debería dimitir como delegado, manifestando que ya ningún escrito ni retirarse de la causa —Antonio Sanz se había personado como acusación en la citada causa— "impide el daño que se produce a la credibilidad de las instituciones".

Asimismo, Cornejo ha indicado que el PSOE ha solicitado en el Congreso de los Diputados la comparecencia del ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, para que dé las explicaciones oportunas sobre este asunto.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.